Naomi Scott interpreta a Jasmín/Foto: EFE

Naomi Scott visitó México para promover "Aladdín"

México.- En “Aladdín”, Naomi Scott interpreta a la princesa "Jasmín", una mujer fuerte, inteligente y decidida a tomar las riendas de su reino, aun cuando el camino sea difícil por las leyes hechas por hombres.

En breve charla con los medios, Scott celebró que a través de esta nueva versión se reivindique el papel del sector femenino en la sociedad.

Además de un empoderamiento, se habla del autodescubrimiento, de la aceptación, de que no importa si eres hombre o mujer, lo importante es hacer frente a los desafíos”.

Emocionada por visitar México como parte de la promoción de este filme dirigido por Guy Ritchie, la actriz de origen británico consideró que es importante que a través del cine se empodere a las mujeres se levantan.

“En el cine, por ejemplo, ya están produciendo y dirigiendo. Hay muchas historias de mujeres que son auténticas (…) y en general ya están tomando decisiones políticas, sociales y culturales”, celebró Scott.

La actriz de 26 años reconoció que aún hay quienes siguen viendo a las mujeres como seres débiles que no deben mezclarse con el liderazgo, “pero eso está mal. Hay muchas que se están levantando y demostrando que sí pueden estar ahí y creo que es momento de trabajar en equipo y demostrar que pueden ser líderes en cualquier esfera”.

“Es muy emocionante ver a más y más mujeres que se les da la misma oportunidad que a los hombres. En realidad eso es lo que queremos, tener la misma oportunidad y hacer las mismas cosas”, respondió a Notimex tras preguntársele sobre la participación de la población femenina en la toma de decisiones políticas, sociales y culturales a nivel mundial.

Su propuesta de princesa

En la historia original, en 1992, "Jasmín" es la princesa de la ciudad de "Agrabah", del desierto de Arabia, y poco antes de cumplir 15 años su padre emite una ley que pretende obligarla a escoger un príncipe como marido.

Pero la joven no está dispuesta a dar su mano en matrimonio sin realmente estar enamorada.

Mientras que en su nueva versión, el desafío de la princesa va más allá de la elección de un príncipe, pues su objetivo es convertirse en “sultana” y sí enamorarse, pero pero busca ante todo gobernar su ciudad y ver por los menos favorecidos.

“Yo quería humanizar a 'Jasmín', que se sintiera real y auténtica para que muchas otras mujeres se pudieran relacionar con ella”, explicó la joven actriz.

De acuerdo con Naomi, esta narrativa desafía la historia original y muestra que el matrimonio puede ser también un acto de amor, ya que "puedes confiar en alguien y que te empuje a más, a lograr lo que deseas".

Jasmín

npq