El Cascanueces con la CND/ Foto: Ángel Reyes

El ballet "El Cascanueces" tendrá funciones hasta el 23 de diciembre

Norma Pérez Quiroz

Norma Pérez Quiroz

México.- Tradición familiar desde 1980 es acudir a ver El Cascanueces, interpretado por la Compañía Nacional de Danza (CND) del Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA).

Para algunas familias esta época navideña es obligatorio disfrutar de este ballet clásico, que ya inició su temporada 2018 en el Auditorio Nacional. 

Luego de romper récord de asistencia de más de 110 mil espectadores en la temporada 2017, nuevamente miles de personas disfrutan de la magia de esta historia.

Participan 70 bailarines de la CND además de la Orquesta del Teatro de Bellas Artes, bajo la batuta del maestro serbio Srba Dinic.

Familias completas acuden a disfrutar de este clásico navideño, el cual incluso llega a despertar entre los niños asistentes la vocación por la danza, por eso en esta producción los personajes de Clara y Fritz son interpretados por pequeños actores para que los menores del público se identifiquen con ellos.

Ambientada en la época de la Rusia zarista, una de las novedades en la edición pasada fue el huevo Fabergé, pieza de orfebrería que condensa la fastuosidad y la magia en torno a los regalos navideños.

Jacqueline López, regisseur de la CND, indicó que El Cascanueces es el clásico que toda la familia espera, incluso los bailarines, quienes, a pesar de los retos técnicos, como los pas de deux, desean interpretar algún personaje.

"Las bailarinas quieren ser el hada de azúcar y desplazar sus cuerpos con esa música hermosa de Chaikovski que considero un brocado y un poema”.

En 1988 se inició la tradición de presentar este cuento, en 2001 se presentaron por primera vez en el Auditorio Nacional.

"Lo cual es un gran reto para los bailarines, ya que la boca escena es mayor, pero también impacta a un gran número de gente”.

El Palacio de Bellas Artes es nuestra casa, dijo, pero en el Auditorio Nacional accedemos a más público.

"Para nosotros es súper emocionante saber que 10 mil pares de ojos nos observan". 

Al elenco se suman niños de segundo y tercer grado de la Escuela Nacional de Danza Clásica y Contemporánea y de la Academia de la Danza Mexicana del INBA.

Ellos interpretan a los niños de la fiesta de Navidad, bombones, soldados, ratones y angelitos.

TE PUEDE INTERESAR: Inicia temporada Cascanueces acrobático 

El Cascanueces acerca a nuevo público al ballet

La regisseur destacó que por segundo año se presentará la nueva producción con la escenografía de Sergio Villegas, donde destaca una enorme silla; el vestuario de María y Tolita Figueroa y la iluminación de Laura Rode.

“Invitamos a que el público nos acompañe; quienes no nos conocen, que vengan. Es un espectáculo muy noble para quienes es su primer acercamiento al ballet, es la oportunidad de acercar a los niños y al público joven al ballet con una muy buena obra”.

Comentó que, al ver a niñas y niños en el escenario, muchos pequeños desean asistir también a clases de ballet; ver a los ratones en una batalla es muy interesante, por lo que los varones se animan más. Actualmente hay más figuras masculinas bailando y triunfando.

El C

npq