Foto: Cuartoscuro | Archivo

El proyecto de reforma considera aplicar de cuatro a ocho años de prisión a quien hurte un teléfono móvil

Siete24.mx

Siete24.mx

México.— En Jalisco, quien compre un teléfono celular robado podría ir a prisión. El diputado Javier Romo Mendoza presentó un proyecto de ley para castigar esta acción hasta con casi tres años de cárcel.

El proyecto de reforma considera aplicar de cuatro a ocho años de prisión a quien hurte un teléfono móvil, esa misma sanción aplica a quien venda el equipo, lo desbloquee o remarque.

Localiza a los ladrones de su celular y los asesina en Xochimilco

Si el hurto tiene agravantes como el uso de armas de fuego o lesiones, las sanciones aumentarían de siete a 15 años.

En el caso de que el teléfono contenga información personal biométrica y financiera, la pena aumentaría 10 años más. De comprobarse el uso de la información, se incrementan 12 años.

Mientras que para el comprador las penas irían de 16 a 32 meses de prisión. En caso de que el móvil fuese adquirido en un local, los permisos y licencias de este serán cancelados.

Con esta reforma buscamos que el robo de celulares se persiga de oficio para que la Fiscalía del Estado y los ayuntamientos, a través de sus policías y sus áreas de inspección, implementen operativos y acciones que disminuyan el riesgo de los ciudadanos a ser violentados”

Roba celular y cae a vías del Metro

La iniciativa fue turnada a comisiones. También se incluyó castigo a los servidores públicos que autoricen o permitan por omisión la comercialización de celulares robados en espacios públicos abiertos.

De acuerdo con el legislador, los datos de la Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública aseguran que en el 51.2% de los 9.5 millones de asaltos cometidos en la calle es robado el celular de la víctima.

JAHA