El Gobierno federal reportó que a finales de 2018 había 21% de avance y hasta hoy llegan al 26%, un 5% en lo que va del sexenio

Jorge Francomárquez

Jorge Francomárquez

México.— El presidente Andrés Manuel López Obrador dio a conocer los avances del programa Nacional de Reconstrucción tras los sismos que acontecieron en 2017 y que dejaron miles de damnificados en el país.

Román Meyer Falcón, subsecretario de SEDATU, indicó que en el caso de la reconstrucción de viviendas, a finales de 2018 se tenía un 21 por ciento de avance y hasta el día de hoy llegan al 26 por ciento, lo que representa un avance en lo que va del sexenio de apenas 5 por ciento.

Para finales del 2019 esperan llegar al 41 por ciento en el proceso general de reconstrucción, puntualizó el funcionario federal, quien señaló que la instrucción del presidente López Obrador es que este programa de reconstrucción no se acabará hasta que todas las familias y comunidades sean atendidas.

Te puede interesar A dos años del sismo, la angustia y el miedo prevalece en Puebla

Meyer Falcón indicó que el diagnóstico que recibieron fue de 186 mil 526 viviendas afectadas, 19 mil 198 escuelas, 297 centros de salud y hospitales dañados, y dos mil 340 edificios históricos afectados, todo esto en más de 700 municipios con declaratoria de desastre.

Debido a la imprecisión de datos sobre la reconstrucción, puntualizó el subsecretario, durante los primeros meses de la transición se realizó una encuesta a tres mil familias afectadas, realizando un muestreo representativo en 114 municipios.

Derivado de esto se detectó que en entidades como Guerrero y Morelos hay un mayor número de viviendas reconstruidas, y en Chiapas, Morelos y Guerrero, se encontraron con que la mayoría de los afectados recibieron incompletos sus apoyos.

En Chiapas una de cada tres familias, o sea la tercera parte de los afectados (33%),  jamás recibió los recursos para la reconstrucción.

Otra de las conclusiones a las que llegaron es que no había un programa que planteara objetivos, estrategias o metas claras, ni mecanismos de operación y coordinación entre instituciones.

Te puede interesar Gael García ‘reconstruye’ después de los sismos

A  la conferencia de prensa matutina en Palacio Nacional asistieron Arturo Herrera, secretario de Hacienda; Román Meyer Falcón, subsecretario de Desarrollo Territorial y Urbano; David Ricardo Cervantes, subsecretario de Ordenamiento Territorial y responsable del Plan de Reconstrucción; y David León Romero, coordinador nacional de Protección Civil.

Por su parte, David Ricardo Cervantes, subsecretario de Ordenamiento Territorial y responsable del plan de reconstrucción, señaló que frente a este escenario se realizó un programa bajo la responsabilidad del Estado conducido por el Gobierno Federal.

Se creó la Comisión Intersecretarial para la Reconstrucción en la que participan las Secretarías de Salud, Cultura, Educación y CONADE, coordinados por la Sedatu.

Se establecieron convenios y se han instalado coordinaciones estatales en 7 entidades. Se instalaron las mesas técnicas de los estados y se elaboraron normas técnicas para la construcción emergente y garantizar la seguridad estructural de todo lo que se está reconstruyendo.

Los representantes del Gobierno federal destacaron la participación en la reconstrucción de las Fundaciones Carlos Slim, Bancomer, Televisa, Banamex, Azteca, Banorte, entre otras, con aportaciones desde 2017 por 4 mil mdp.

Los encargados de la reconstrucción indicaron que no se tiene un estimado en la desviación de recursos en este rubro, sin embargo, consideraron que las inconsistencias han sido preocupantes.

En el caso de la reconstrucción de vivienda en el sexenio pasado no tuvieron un acompañamiento técnico y el ejercicio de la administración del problema consistió básicamente en entregar un conjunto de tarjetas.

Respecto a los damnificados que todavía pagan hipotecas de inmuebles que se derrumbaron por los sismos de 2017, Andrés Manuel López Obrador dijo que tiene que aplicarse la ley y no hay impunidad para nadie.

Señaló que si se cometieron fraudes en la construcción de unidades habitacionales que resultaron afectadas, los responsables, las empresas inmobiliarias tienen que hacerse cargo de los daños, por lo que pedirá que se precise la situación sobre estos temas pues, aseveró, “no somos tapadera de nadie.”