Connect with us
Feminismo, exclusivo o excluyente Feminismo, exclusivo o excluyente

Unión Mujer

Feminismo, exclusivo o excluyente

Foto https://cynthiahotton.com
Unión Mujer

Publicada

on

Sucedió con #MiraComoNosPonemos, pero también con #NiUnaMenos o los Encuentros Nacionales de Mujeres y de algún modo con la Ley Micaela. Cada causa de la militancia feminista termina empuñando el pañuelo verde. No dejo de pensar en Thelma. Me hubiera gustado estar a su lado, pero sin pañuelos. Conozco muchísimas mujeres que dejaron de identificarse con el colectivo feminista porque cada reclamo que empieza con una denuncia de abuso o un femicidio termina pidiendo la legalización del aborto. Entonces nos dividimos y todo se estanca.

Estamos volviendo estériles y excluyentes a los movimientos de mujeres. Los volvimos contra nosotras. Gran parte se debe a una adhesión acrítica a la teoría de género. Butler en su libro “Género en disputa” lo describe como “una construcción que no tiene nada que ver con el sexo (…) un artefacto liberado de lo biológico” que implica que mujer y femenino puedan designar tanto un cuerpo femenino como un cuerpo masculino y viceversa.

Pero si ser mujer deja de estar ligado al cuerpo femenino ¿qué es ser mujer? Claramente somos más que un cuerpo, pero somos también, irrenunciablemente, nuestro cuerpo femenino. En algún momento se empezó a construir una corriente feminista basada en la deconstrucción de lo femenino que separa la identidad femenina de su cuerpo, manipulando ideológicamente sexo y género. Lo que parecía una revelación teórica, no es más que una posverdad que hace que las buenas causas se empantanen en el caos y la desinformación. Y las mujeres nos convertimos en rehenes de este feminismo.

Negar las diferencias físicas empieza a rozar lo irracional. “Sergia”, la salteña que siendo hombre cambió su género para jubilarse 5 años antes es una clara muestra. También el deporte se vuelve disfuncional. Hannah Mouncey es la primera jugadora de handball trans que ingresó al equipo femenino australiano: con su metro noventa y 100 kilos aventaja físicamente a compañeras y rivales.

En este sentido, la Provincia de Buenos Aires ya aprobó la ley 15100 de Género en el Deporte, por la cual toda persona puede participar en competencias deportivas según su género autopercibido. Puede sonar bien pero en la práctica ¿vamos a tener que definir también cupos femeninos para los equipos femeninos?

Hay consecuencias más graves. Si según Butler tener cuerpo de mujer no tiene nada que ver con ser mujer, entonces tener cuerpo humano, no tiene nada que ver con ser persona. Así crecen corrientes totalitarias que promueven la destrucción de quien piensa distinto.

Por eso también esta corriente del feminismo está tan ligada al aborto. Ya no importa la realidad fáctica y científica del cuerpo: “es persona si yo lo deseo”. Se hace evidente en el sistema perverso que liga al abuso con el aborto. Los protocolos de aborto no punible están desamparando un sinfín de víctimas, muchas de ellas menores, que sufren abusos cotidianamente. Al quedar embarazadas se las incita a abortar, pero no a denunciar. Abortan y vuelven al mismo lugar donde son abusadas una y otra vez. Los entornos de trata hacen de esto una práctica habitual. Hoy, el movimiento feminista vigente niega la solución al abuso y al trauma del aborto y termina condenando a la mujer a una estructura machista de sufrimiento. Y las mujeres por nacer quedan totalmente excluidas de la defensa del feminismo actual. Mientras tanto las mujeres seguimos sufriendo violencia, abusos, inequidad laboral, discriminación.

Necesitamos un movimiento femenino con los pies en la realidad, que no excluya a nadie de sus derechos y que nos una a todas en la lucha por la equidad. Necesitamos repensar el feminismo.

Cynthia Hotton, ex Diputada Nacional, Argentina.



Dejanos un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Estilo

No es ayuda: es corresponsabilidad

Unión Mujer

Publicada

on

No es ayuda: es corresponsabilidad

Por @soymamafeminista

Mi nueva palabra favorita es CORRESPONSABILIDAD porque después de 3 años de ser mamá y convivir con otras madres escucho a diario: “mi pareja no me ayuda”.

La corresponsabilidad es la repartición equilibrada de tareas domésticas, responsabilidades familiares y el cuidado/crianza de los hijos e hijas para que haya una distribución justa.

Esto quiere decir que hombres y mujeres asuman por igual la responsabilidad y las tareas que implican mantener el hogar y el cuidado de los hijos e hijas para terminar con la división sexista que empieza desde la infancia.

Ésta inicia en casa viendo a mamá y a papá (los roles que cada uno desempeña), también con los juguetes cuando los de niños son coches, pistolas, etc.. y los de niña son bebés, muñecas, cocinas…(cuando un niño juega con un bebé está aprendiendo a paternar).

El problema es que las tareas domésticas y el cuidado no son valoradas, son invisibles y se asumen como rol de las mujeres. Asimismo no hay un reconocimiento; son tareas rutinarias, sin horarios, sin condiciones laborales, sin sueldo, sin vacaciones, sin valor curricular ni crecimiento profesional pero al final ES UN TRABAJO IMPORTANTE PARA MANTENER EL BIENESTAR DE LOS MIEMBROS DEL HOGAR.

No habrá una equidad real cuando la mujer desempeña el doble o triple de jornadas de trabajo renunciando a su tiempo libre/de ocio/descanso. En la actualidad el resultado de esto es que tenemos a mujeres exhaustas.

¿Qué podemos hacer?

Una negociación para pactar las tareas domésticas y cuidados. Es importante hablar sobre el reparto equitativo y los beneficios. Recuerda: NO ES AYUDA.

El ideal es que tengamos igualdad de tiempos y oportunidades tanto para el trabajo/estudio como para el ocio/descanso.

¿Ustedes ya hablaron sobre CORRESPONSABILIDAD en su hogar?

LEE Carta a mis hijas

Seguir leyendo

Unión Mujer

Entrevista a familia Taboada Barrios

Unión Mujer

Publicada

on

Entrevista a familia Taboada Barrios

Por María Eugenia Llamas

Ainhoa, de 5 años tiene diagnóstico de Leucemia Linfoblástica Aguda (LLA)

¿En qué aspectos creen que la enfermedad que vive Ainhoa les ha ayudado como matrimonio y como familia?

Como matrimonio a trabajar en equipo, a ser apoyo cuando uno de los 2 siente que ya no puede más.

Como familia aprendes a valorar los pequeños grandes momentos que la vida nos regala juntos.

Aprendes a ver lo extraordinario en lo que antes era cotidiano.

¿Qué cuidados especiales tienen con Ainhoa respecto a alimentación, socialización, actividad física, etc.?

Ainhoa en el inicio de su tratamiento sufrió una pancreatitis con perdida del 50% de su páncreas, motivo por el cual su cuerpo no produce suficiente insulina y a raíz de esto lleva dieta de una persona diabética: Baja en carbohidratos y azúcares, no grasas.

Hemos aprendido junto con ella a comer más saludable, incrementamos la higiene en la limpieza de los alimentos que consume para evitar cualquier infección ya que por las quimioterapias suelen tener sus defensas muy bajas y cualquier infección en un paciente oncológico es un riesgo.

En el tema social, básicamente llevamos ya casi 2 años en “cuarentena”, un tratamiento convencional de leucemia dura aproximadamente 2 años y medio, ahora mucha gente podrá entender con la pandemia lo que vive una familia con algún integrante bajo tratamiento Oncológico, puesto que saben lo que significa no poder ver a tus abuelos y familia o a tus amigos del kinder… El no poder ir a comer a tu restaurante favorito o planear tus vacaciones.

Respecto a la actividad física Ainhoa práctica Ballet, forma parte de la generación fundadora de BALLET TELETON HITO, y le ha ayudado demasiado a recuperar fuerza y a liberar sus emociones a través del baile.

No puede realizar actividades de alto impacto puesto que al inicio del tratamiento le colocaron un puerto (catéter venoso central) bajo la piel en el pecho y lo debemos de cuidar mucho.

¿Qué le dirían a los papás de otros niños que han sido diagnosticados con cáncer?
A otros papás que están atravesando por este difícil momento les diría, que sé lo que están sintiendo, que no están solos, que se aferren a Dios y que abracen su Fe, porque solo El, nos da la fuerza, cuando no sabemos de dónde sacarla y cuando no sabemos cuánto es que somos capaces de soportar.

Pero, sobre todo, que no dejen de luchar porque se puede lograr.

¿Qué papel jugaron la familia y los amigos en el proceso del tratamiento?
El papel que jugaron nuestra familia y amigos más cercanos fue primordial, sin ellos definitivamente no lo hubiéramos podido lograr, en cuanto a cuidar a nuestra otra bebé mientras nosotros estábamos de tiempo completo en el hospital, económicamente también porque solventar este tipo de tratamientos es muy costoso, gracias a Dios nosotros contamos con seguro de gastos médicos y sin duda un consejo que podemos darle a cualquier papá o a cualquier persona es que cuenten con un seguro de gastos médicos por qué nunca sabes cuándo lo vas a necesitar.

¿Qué han aprendido de este período de vida?
Hemos aprendido a vivir el presente, a disfrutar los pequeños detalles, a no ahogarnos en un vaso de agua, a ser más agradecidos y a enfrentar la adversidad con la mejor de las caras posibles.

¿Cuál es la mejor forma en la que se puede apoyar a una familia que está pasando por una situación de un familiar (niño o niña) con cáncer?
Seguramente cada familia tendrá sus propias necesidades, pero en nuestro caso particular el mantenerse informados sobre la enfermedad, cuidarse es una forma de cuidar a nuestros niños, haciendo uso de cubre bocas cuando visitan a un familiar en tratamiento y vacunarse.

Apoyar en tareas cotidianas: para una mamá con hijo en tratamiento implica para ella estar gran parte de su día al cuidado del paciente dentro del hospital o ya en casa.
Pero sobre todo el saber que nos tienen encomendados en sus oraciones nos ha fortalecido mucho.

¿Qué cosas los hacían sentir mejor cuando Ainhoa estaba delicada?
Honestamente cuando estuvo más delicada solo 3 cosas me daban paz: orar, verla sonreír a pesar de lo que estaba pasando, nunca dejo de iluminarnos con una sonrisa dándonos muestra de su fortaleza y llegar a casa y recibir un abrazo de mi otra bebé.

¿Qué fue lo más difícil de sobrellevar durante todo el período del tratamiento de Ainhoa?
Lo más difícil de sobrellevar… Enfrentar y aceptar el diagnóstico y ver a tu hija sufrir.

La conversación con la mamá de Ainhoa nos ayuda a darnos cuenta de la realidad que viven algunas familias que tienen en casa a alguien con una enfermedad, a ser agradecidos por la salud de los niños y las niñas que nos rodean y a poner en una balanza nuestras preocupaciones diarias para poder distinguir un problema de algo que no lo es.

LEE La violencia psicológica contra las mujeres: Realidades, retos y oportunidades

Seguir leyendo

Te Recomendamos