Uno de los momentos más polémicos de la selección mexicana en Copa del Mundo fue cuando Rafael Márquez fue expulsado por un cabezazo que le dio a Cobi Jones

Ciudad de México.- Uno de los momentos más polémicos de la selección mexicana en Copa del Mundo fue cuando Rafael Márquez fue expulsado por un cabezazo que le dio a Cobi Jones, durante la Copa del Mundo de 2002.

Entérate: Rafa Márquez, el eterno capitán de México

Dicha tarjeta roja le puso el camino cuesta arriba para el Tri que fue eliminado de la competencia tras  caer 2-0.

Márquez aseguró no arrepentirse de haberle dado un cabezazo al jugador estadounidense "mi acto de frustración no habría cambiado nunca el marcador si no hubiera sucedido y no me arrepiento", dijo en una entrevista con ESPN. "Aprendí de ello. No controlarme (a mí mismo) y no ser capaz de perder es parte de mi carácter".

"Creo que antes del juego, cuando sabíamos que íbamos a jugar contra Estados Unidos, interiormente nos dimos cuenta de la dificultad de enfrentar a un oponente incómodo. Obviamente, habíamos jugado partidos en los que era difícil vencer a Estados Unidos y ellos siempre han sido nuestro gran rival.

"Desde el inicio, las cosas comenzaron a complicarse con ese gol (de Brian McBride al minuto 8). Después, el cambio repentino que hizo Javier Aguirre, al salir Ramón Morales por Luis Hernández, al minuto 28. Fue un sentimiento extraño.

Por si se te pasó: Rafa Márquez, el que más aportará en el Tri

"Más tarde, obviamente, todos conocemos la frustración que deje escapar casi al final del juego".

Márquez dijo que su naturaleza competitiva fue la razón por la que reaccionó así.

"Mi personalidad siempre ha sido muy demandante", dijo. "No me gusta perder ni siquiera en las canicas. A nadie le gusta perder, especialmente, contra tu máximo rival, como Estados Unidos lo era entonces. Fue una acción desafortunada", sentenció.

JAD