La policía del estado Utah encontró el cadáver de una joven mexicana en un cañón de la localidad de Springville

Denver.—  La policía del estado Utah encontró el cadáver de la joven mexicana Elizabeth Laguna, quien desapareció en abril de 2015, en un cañón de la localidad de Springville.

El cuerpo fue localizado el pasado viernes por un hombre que detuvo su auto en una carretera que pasa por el cañón Hobble Creek y se apartó de ella para hacer sus necesidades en unos arbustos cercanos, donde halló en cadáver y llamó a la Policía.

Te puede interesar: Feminicidios van a la alza

Las autoridades, que ya iniciaron una investigación por homicidio, identificaron a la joven mexicana por medio de sus registros dentales.

La policía local y el FBI tienen previsto ofrecer más detalles del hallazgo y de sus investigaciones en una rueda de prensa esta mañana.

Springville es vecina de la localidad de Provo, donde Laguna desapareció el 16 de abril de 2015 cuando iba en camino a una escuela de idiomas donde estudiaba inglés.

Tras un trabajo como misionera en el estado de Pachuca para la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días (mormones), Laguna se trasladó a Utah, a donde había llegado un mes antes de su desaparición.

En los días siguientes al suceso, sus padres, Julio César y Libertad, viajaron desde Chiapas a Utah, con una visa humanitaria para estar presentes durante la búsqueda de su hija y pedir la colaboración ciudadana.

Checa también: Alertas de género no evitan feminicidios

A inicios de este mes, la madre insistió en la petición a través de las redes sociales para poder acabar con "esta pesadilla y este dolor".

La familia en México fue informada este miércoles de que el cuerpo hallado era el de Elizabeth Laguna, mientras que otros que viven en California fueron notificados en persona. (Con información de EFE)

AGP