¿Estaremos reviviendo los años del tapadismo, cuando reinaba omnipotente el partido casi único? en quellos años dorados del tricolor

¿Estaremos reviviendo los años del tapadismo, cuando reinaba omnipotente el partido casi único?

 Se ha puesto de moda entre algunos elementos de la comentocracia, afirmar que López es el triunfador inevitable en la elección presidencial, a celebrarse el año próximo.

Esa posición la he calificado, como la inevitabilidad democrática.

Al margen de si esa aspiración o deseo se fuere a concretar, quienes así se manifiestan en los tiempos que corren exhiben, además de una buena dosis de corrección política, una gran ingenuidad y el desconocimiento del papel que juegan las encuestas en una sociedad abierta.

Ya viste ¡Gradúese como secretario de Relaciones Exteriores!

Las argumentaciones para darle cierta credibilidad a su afirmación, están basadas en las encuestas -casi como soporte único-; la ventaja, dicen, que en ellas aparece para López, lo convierte en el inevitable triunfador. Dicho de otra manera, los electores salen sobrando porque, algunos de nuestros sedicentes analistas ya concluyeron que, si lo dicen las encuestas, López ya la hizo, y será el próximo Presidente.

Si no hablaren en serio, sus afirmaciones deberían ser tomadas a broma. Esto es lo peligroso porque, quienes los siguen y confían en su buen juicio y capacidad analítica, ya repiten -sin el menor cuestionamiento-, que López es el inevitable triunfador.

¿Recuerda usted, de tener la edad requerida para haber vivido y padecido los años del dorado autoritarismo y el partido casi único, el espectáculo grotesco y primitivo del tapado?

¿Recuerda usted los análisis, que especialistas u observadores de la política mexicana de aquellos años hacían para concluir, que éste o aquel Secretario era el bueno? Hoy, prácticamente esos sedicentes analistas hacen lo mismo.

¿Cómo es posible que, a casi año y medio de la elección en junio del año próximo, alguien con al menos dos dedos de frente, se atreva a calificar a López como el inevitable triunfador? Ése si es misterio.

Usted, ¿puede afirmar hoy, sin la menor vacilación, que votará en la elección presidencial por éste o aquélla? Es más, ¿cómo poder llegar a esa decisión hoy, cuando el único que sin duda sería candidato, es López? ¿Y qué tal si los otros partidos nominaren a personas más calificadas y cuerdas?

¿Tiene sentido entonces, afirmar que ya hay, sólo porque en las encuestas aparece López con una ventaja que, en el colmo de la superficialidad e irresponsabilidad intelectual califican de inalcanzable?

¿Le parece a usted, esa posición, seria y objetiva? Es más, ¿no le parece una falta de honradez intelectual afirmar hoy, que López es el inevitable triunfador?

Y usted, ¿también lo considera así? ¿Por qué?

Te puede interesar  ¿Darán a conocer los costos reales de la gasolina?

Angel Verdugo @AngelVerdugoB

***El contenido, comentarios y fuentes de información de los colaboradores y/o columnistas que se difundan en Siete24.mx son responsabilidad de cada uno de sus autores.