‘Muñeca’, una perrita que fue bañada con pintura de aceite azul, luego de ser apuñalada con un picahielo en Morelia, murió este martes

Morelia, Michoacán.— ‘Muñeca’, una perrita que fue bañada con pintura de aceite azul, luego de ser apuñalada con un picahielo y obligada a tragar solventes en Morelia, murió este martes.

El pasado domingo, la bautizada en redes como ‘la perrita azul’, fue rescatada por activistas de un depósito de agua, al que fue arrojada, para intentar salvarle la vida, pero sus esfuerzos no fueron suficientes.

Ante los actos de crueldad contra la canina, 18 mil personas han firmado una petición en Change.org que exige al gobernador Silvano Aureoles castigo a los responsables.

“Pedimos que los culpables de estos actos sean castigados, recordemos que hoy fue una indefensa perrita, mañana puede ser una persona”, argumenta el documento.

gfjfhj_ucmtj1d

Este martes, los dueños de ‘Muñeca’ recibieron sus restos luego de que peritos de la Procuraduría General de Justicia del Estado realizaron la autopsia. La perrita será incinerada.

Tras recibir a su perrita, la familia, además de agradecer las muestra de apoyo recibidas, advirtió que interpondrá una demanda penal por maltrato y crueldad animal en contra del o los responsables para que este crimen no quede impune.

Te puede interesar: Adptar un perro, reduce riesgos cardiacos

En ese sentido, grupos organizados de animalistas han condenados los hechos y han ofrecido recompensas por información que sirva para dar con los responsables de esta agresión.

En el Artículo 309 del Código Penal de Michoacán se establecen penas de seis meses a dos años de prisión y una multa de cincuenta a quinientos días de salario mínimo general vigente, para quienes cometan crueldad contra los animales.

Mientras que el Artículo 311, señala que quien cometa maltrato animal se puede hacer acreedor a una condena de seis meses a un año de prisión y el pago de veinte a doscientos días multa.

JAHA ‘Muñeca’, una perrita que fue bañada con pintura de aceite azul, luego de ser apuñalada con un picahielo y obligada a tragar solventes en Morelia, murió este martes