Connect with us

Columna Invitada

¿Gobierno o Sociedad?

Publicada

on

Por Antonio Maza Pereda

Esta parece una pregunta inadecuada. Tanto el Gobierno como la Sociedad política deben actuar de manera coordinada y es claro que el Gobierno debe ser el apoyo de la Sociedad política, subordinándose al bien común. Esta relación, sin embargo, muchas veces se da de modo abusivo.

En un extremo, hay quienes opinan que el Gobierno tiene un papel mínimo y que toda la iniciativa debe ser de los particulares. El ideal, dirían algunos, sería un Gobierno que intervenga lo menos posible en la vida de la Sociedad. En el otro extremo, todas las iniciativas le tocan al Gobierno, quien define que es el bien común y no le da ningún papel a la Sociedad, a la que dice representar de un modo absoluto.

Las sociedades más exitosas son las que han logrado un equilibrio. El Gobierno solamente actúa cuando la Sociedad requiere de apoyos que no puede desarrollar por sí sola. A la Sociedad se le deja un papel determinante en muchos aspectos. En la educación, por ejemplo, es la Sociedad la que define los planes de estudio, métodos pedagógicos y la gestión escolar. Ello con participación de maestros, padres y, en ciertos niveles, de los propios estudiantes. En salud, se descentralizan los servicios médicos, dándoles autonomía para adaptar sus servicios a las necesidades específicas de la población.

En el Gobierno local, los ciudadanos tienen autoridad para decidir temas como urbanismo, servicios públicos y desarrollo comunitario. En la economía local se fomenta el desarrollo de empresas pequeñas y cooperativas locales, que contribuyen a un crecimiento económico sostenible.

¿Vemos en nuestro país un desequilibrio entre las relaciones del gobierno y la Sociedad? ¿Podemos señalar casos de abuso por cualquiera de las dos partes? ¿Vemos en nuestra ciudadanía la intención de participar responsablemente en asuntos de la Sociedad?

La opinión emitida en este artículo es responsabilidad del autor y no necesariamente refleja la postura de Siete24.mx



Dejanos un comentario:

Columna Invitada

Los grandes asuntos

Publicada

on

Por Antonio Maza Pereda

Una vez que terminemos esta época de discusiones y demandas en los tribunales electorales, valdría la pena analizar algunos conceptos que, en mi opinión, se quedaron pendientes, tanto en las discusiones, en los debates, como en la mercadotecnia política de los partidos. Cuestiones a las que podríamos llamarles las grandes materias, los temas nacionales, que requieren de un trabajo muy complejo. Son diferentes de lo que se ha presentado en los planes de gobierno, que normalmente se tratan de puntos tácticos. Se trata de asuntos de largo plazo, de muy largo plazo, más allá de sexenios. Algunos de ellos, tal vez, ocupando casi una generación.

Que, por otra parte, no depende nada más del gobierno, sino que tienen mucho que ver con la colaboración, el manejo que hace la población, los ciudadanos. Materias que, por regla general, no son muy apetecibles para los políticos por varias razones. Una de ellas es porque el plazo es muy largo y, a los partidos les interesa, normalmente, mostrar resultados dentro de un sexenio, en su periodo de gobierno.

Y, por otro lado, porque se requiere participación muy completa de la ciudadanía, lo que tiende a despartidizar esos temas y, por lo tanto, tampoco se pueden presentar como los grandes resultados de esos grupos. Esa es la dificultad. Desgraciadamente, muchos de ellos se han quedado pendientes.

Se podría decir que algunas de estas cuestiones son las siguientes, no necesariamente en este orden:

Educación: El punto donde estamos dando resultados bastante malos. Tenemos el lugar más bajo en los países que forman parte de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE). Estar en último lugar en ese grupo quiere decir que no estamos al nivel de nuestros socios comerciales, de aquellos con quienes necesitamos estar compitiendo y colaborando frecuentemente. Y habrá países que, sin estar dentro de la OCDE, tienen mejores resultados que nosotros en este punto.

Un objetivo de muy largo plazo. Si consideramos la enseñanza preescolar, primaria, media, media superior y licenciatura, los niños que inicien preescolar en el 2024, se estarán graduando de licenciatura en el 2043. Y si se empieza desde ahora a mejorar la enseñanza, para entonces tendremos los primeros graduados de alto nivel, como los que requerirá la economía mundial. Claro que podremos avanzar más rápidamente, mediante una verdadera cruzada de educación remedial. El tema es donde encontrar suficientes profesores para ese propósito. Probablemente, habría que recontratar una cantidad importante de profesores jubilados. Considerando, además, la necesidad de motivación masiva para los educandos y el apoyo de los padres de familia. Algo que se ha descuidado por décadas y que requiere de un apoyo nacional, tanto de los padres de familia como los profesores, para poder ponernos al día en este tema.

Estado de derecho: Otro cambio de cultura, sobre todo, en el aspecto jurídico, donde normalmente los mexicanos somos bastante ignorantes. Tal vez porque no sentimos que las leyes reflejan nuestras costumbres ni anhelos. Porque no nos ha interesado saber cómo se manejan estas cosas. Y de ahí la impunidad. Algo que se discute mucho, que se habla, pero que, de fondo, no tiene cambios. En buena parte porque a la población no le interesa o no le afecta de una manera tan directa. Y, claro, no es que no se trabaje creando nuevas leyes y mayores penalidades. Pero sin que se invierta en reducir la ilegalidad.

Tenemos una tasa enorme de impunidad: hay quienes dicen que solo el 1 % de los crímenes cometidos, verdaderamente se castigan. Lo cual, a su vez, es algo de dudar. Si, por definición: no hay demandas penales, malamente se pueden tener estadísticas de cuánto se sanciona.

La generación y distribución de riqueza. Un tema que se ha manoseado mucho, en buena parte por razones ideológicas. Hay ideas preconcebidas sobre si la riqueza es buena o es mala, y cómo lograr su distribución, no solo equitativa sino, además, que no dañe la creación de riqueza. Pero, algunos dicen: si se genera riqueza, hay necesidad de concentrarla en unas cuantas manos. Mientras que otros opinan que, para realmente poder tener una distribución justa de la riqueza, se deben tener empresas no lucrativas o estatales, aunque no compitan internacionalmente.

Y no son los únicos temas. Regresar a la enseñanza del civismo, como una base de la salud de la sociedad. Enfrentar el cambio climático, donde no estamos cumpliendo con nuestros compromisos con la comunidad mundial. El gravísimo punto del manejo del agua, reconociendo que somos un país de clima semiárido, que requerimos tener cambios tecnológicos y culturales para aprender a vivir con un mínimo desperdicio de este recurso, sin contar con que se requerirán décadas para remediar el desperdicio por fugas que, algunos dicen, es del 50 % del líquido que llega a las poblaciones. Además, considerando que buena parte, mucha agua no está en condiciones potables.

Lo central es que estos asuntos rebasan las capacidades de los gobiernos. Se requiere un fuerte empuje de la sociedad, la creación de sociedades intermedias y lograr una cooperación eficaz entre conciudadanos. Que no todo puede, ni debe, estar en manos de los gobiernos.

La opinión emitida en este artículo es responsabilidad del autor y no necesariamente refleja la postura de Siete24.mx

Seguir leyendo

Columna Invitada

Elecciones sin sorpresas, pero con sorprendidos

Publicada

on

Por

Por Guillermo Moreno Ríos

México a través de los Ciclos, artículo que escribí sobre los tres momentos históricos que comparten la búsqueda de justicia social, la lucha contra estructuras de poder y la presencia de líderes carismáticos que movilizaron a las masas, aunque obviamente ciertos sectores de la sociedad, no logren entender que ellos solo representan una abrumadora minoría. (24 de abril de 2021, en la página 27 de EL INVERSIONISTA.)

Los ciclos de la historia de México siempre son un recordatorio de la fuerza del pueblo y su capacidad para forjar su propio camino. Cuestionado sería saber si hubo o no resiliencia que evitó una mayor violencia y derramamiento de sangre en un cambio de ciclo que era inevitable.

Independencia (1806-1824): Desde la Conspiración de los Machetes en Morelia en 1806, hasta Miguel Hidalgo que inicia la lucha con el Grito de Dolores en 1810 y que continuó tras su muerte José María Morelos. En 1824 Guadalupe Victoria, es el primer presidente de México. Líderes que encabezaron una lucha contra el dominio colonial español, caracterizada por un fuerte componente indígena y sensibilidad religiosa. Buscando la emancipación de las castas y la abolición de la esclavitud.

Revolución Mexicana (1906-1924): Iniciando con la Huelga de Cananea en 1906, Francisco I. Madero lideró el levantamiento armado contra la dictadura de Porfirio Díaz en 1910; caudillos luchan por los derechos de los campesinos y obreros; en una marcada lucha de castas, Plutarco Elías Calles asume el poder en 1924. Estos líderes surgieron como respuesta al régimen autoritario y promovieron reformas sociales y económicas.

La Cuarta Transformación (2006-2024): Las elecciones de 2006, polarizan la política conduciendo a protestas y movimientos sociales. Las castas se transforman en partidos y la elección de Andrés Manuel López Obrador en 2018 marcó el inicio de la 4T, que busca una transformación profunda en términos de justicia social, combate a la corrupción y reducción de la desigualdad económica. Claudia Sheinbaum, arrolla en las elecciones y enfrenta desafíos como crecimiento económico, la inseguridad pública, migración y el cambio climático.

2024

Tanto Guadalupe Victoria, Plutarco Elías Calles y Claudia Sheinbaum, figuras de distintas épocas y contextos, comparten similitudes en sus desafíos políticos y heredando un poder casi absoluto de una lucha que duró 18 años en consolidarse y teniendo como meta la construcción del nuevo México próspero, equitativo y en paz.

Guadalupe Victoria

Asumió la presidencia en un México recién independizado, enfrentando el reto de consolidar la estabilidad y autoridad del nuevo gobierno. La promulgación de la Constitución de 1824 estableció a México como una república federal y secular, limitando el poder de la Iglesia. Posterior hubo conflictos internos y guerra con Estados Unidos, perdiendo gran parte de su territorio. Benito Juárez lideró la Reforma Liberal, enfrentó la intervención francesa y consolidó su liderazgo con la restauración de la República en 1867.

Plutarco Elías Calles

Desde que asumió la presidencia en 1924, México enfrentó tensiones con la Iglesia Católica que llevaron a la Guerra Cristera. Calles fundó el PNR, precursor del PRI, y sectorizó el poder en CTM, CNC y Unidad Revolucionaria, que en 1946, Manuel Ávila Camacho, migró a la CNOP. Esto desmilitarizó el poder y consolidó el poder del PRI en la dictadura rotativa perfecta y preparó el terreno para la llegada de liderazgos de dedazo, disfrazado de democracia interna, a la presidencia iniciando, así la debacle del ciclo.

Claudia Sheinbaum

En 2024, México presenció un hito histórico al elegir a su primera mujer presidenta, quien asume el cargo en medio de una serie de desafíos contemporáneos significativos. Uno de los principales desafíos es la persistente violencia generada por los cárteles de la droga, que continúan representando una amenaza para la seguridad y estabilidad del país. Además, la polarización política y social ha alcanzado niveles preocupantes, lo que exige un enfoque cuidadoso y conciliador para promover la unidad y el diálogo nacional.

Enfrenta el reto de asegurar la viabilidad de los programas sociales en medio de un importante déficit público, requiriendo medidas financieras prudentes. Además, debe evitar tensiones con los grupos conservadores y, en las relaciones internacionales, especialmente con Estados Unidos, es crucial una gestión diplomática efectiva para preservar los intereses nacionales y la estabilidad regional, para alcanzar el México próspero, equitativo y en Paz que anhelamos.

Mtro. Guillermo Moreno Ríos
Ingeniero civil, académico, editor y especialista en gestión de riesgos, resiliencia empresarial y urbana, seguros y derechos humanos.
incide.guillermo@gmail.com

La opinión emitida en este artículo es responsabilidad del autor y no necesariamente refleja la postura de Siete24.mx

Seguir leyendo

Columna Invitada

Autocrítica

Publicada

on

Por Antonio Maza Pereda

A reserva de la revisión a fondo que se hará de las elecciones del 2024, cuando el INE abra entre un 60 % y 80 % de los paquetes electorales, es importante analizar la reacción de la oposición. Una oposición que, en su primer momento, después del anuncio de los resultados, se quedó pasmada. En estado de negación.

Primero reconocen la pérdida y después, dando marcha atrás, culpan al contrincante y empiezan la acusación de fraude electoral. Lo cual no tendría nada de raro, por cierto. Pero no se ha visto alguna idea de autocrítica. Y esto parece importante. Una autocrítica que debería ser pública, porque es un deber para el votante que creyó en la alianza opositora.

Hay lecciones a evaluar. Primero, el desprestigio que atrajo a sus candidatos, el lastre de los partidos políticos, terriblemente desprestigiados. Además, la falla de su estructura territorial, que al final de cuentas era lo que los partidos podían ofrecer a la oposición, al electorado y sobre todo a los candidatos. Una estructura que se vio ausente; que no alcanzaron a tener ni siquiera representantes para cada casilla. Y muchísimo menos, tuvieron un trabajo de promoción del voto. Uno preguntaría: ¿en dónde estuvo la presencia territorial que se supone que era lo que aportaban a la coalición?

Hay que romper con algunos mitos, como el de pensar que las manifestaciones se traducen en votos. Lo cual tampoco es tan claro. Las manifestaciones multitudinarias de la oposición no se reflejaron en el voto. Otro mito muy extendido es pensar que la presencia en redes sociales va a convertirse en votos. Los “clics”, no dan votos. Aunque muchos lo piensen así.

Y hay más cosas que evaluar. Estos son algunos de los primeros puntos para una revisión a fondo y una autocrítica. Detrás de todo esto, para la ciudadanía, hay una duda importante: ¿necesitamos nuevos partidos políticos?

La opinión emitida en este artículo es responsabilidad del autor y no necesariamente refleja la postura de Siete24.mx

Seguir leyendo

Columna Invitada

Compromiso Cumplido

Publicada

on

Por Guillermo Moreno Ríos

En el marco de las elecciones más recientes en México, el estado de Sonora ha sido testigo de un incremento notable en la participación ciudadana, alcanzando un 50.8%, un aumento significativo comparado con el 43.8% de las elecciones anteriores. Este logro refleja el esfuerzo colectivo de múltiples actores sociales y políticos para fomentar la cultura democrática y la participación activa de los ciudadanos.

Derivado del convenio celebrado desde julio de 2023 y ratificado de manera global con las Cámaras Empresariales en noviembre de 2023, con el Instituto Estatal Electoral y de Participación Ciudadana (IEEyPC) de Sonora, firmado con el propósito de incentivar la participación en el Proceso Electoral Local 2023-2024, no solo trasciende la formalidad de un simple pacto, sino que representó un testimonio tangible de la colaboración interinstitucional para construir una sociedad más justa, próspera y equitativa.

La participación ciudadana es un pilar fundamental en cualquier sociedad democrática, y en México, donde históricamente se ha observado una preocupante tendencia de baja participación electoral, especialmente entre los jóvenes, este logro es aún más relevante. En esta ocasión, Sonora ha logrado revertir esta tendencia, aumentando su participación electoral en casi un 7%, un avance significativo que debe ser celebrado y tomado como ejemplo a seguir.

Felicitaciones a los Ganadores

Felicitamos desde aquí a Claudia Sheinbaum por su elección como Presidenta de la República, a Lorenia Valles y Heriberto Aguilar como senadores por Sonora, y a Antonio Astiazarán como alcalde de Hermosillo. Estos resultados reflejan la voluntad del pueblo y el compromiso de los candidatos con sus propuestas y la ciudadanía.

Derivados de lamentables incidentes previos y dos durante el proceso, que costaron vidas a diversos candidatos o simpatizantes, de todos los partidos, principalmente en el sur del país, reconocemos el proceso electoral en su conjunto se desarrolló con una civilidad sorpresiva. Este ambiente fue esencial para fortalecer nuestra democracia y garantizar que los procesos electorales sean una verdadera expresión de la voluntad popular.

El Rol de INCIDE en la Participación Ciudadana

El Consejo Integrador de la Construcción, la Industria y el Desarrollo (INCIDE) ha jugado un papel crucial en este proceso. Agradecemos a todos los miembros y colaboradores del Consejo por su participación activa en las reuniones programadas para abordar temas políticos, que están intrínsecamente ligados a nuestro desempeño técnico, gremial, empresarial y profesional. La pluralidad ha sido y seguirá siendo el distintivo principal de INCIDE.

Nuestra colaboración con el IEEyPC fue un grano de arena para lograr este aumento en la participación electoral. A través de convenios, alianzas y compromisos, trabajamos arduamente para fomentar la participación ciudadana, y estos esfuerzos han rendido frutos. Felicitamos a todos los candidatos que se tomaron el tiempo para escucharnos y compartir sus propuestas, comprometiéndose a cumplir con las expectativas de la ciudadanía organizada que ahí les presentamos.

Se sostuvieron 25 reuniones, 9 de ellas fueron de preparación interna tanto del Comité Técnico, de Juventud INCIDE o con representantes de los partidos; 6 con el organismo estatal electoral, un panel con los representantes de todos los partidos políticos y 9 con candidatos.

Especial mención merece el trabajo de los integrantes de Juventud INCIDE, el Comité Técnico Consultivo, los Prestadores de Servicio Social, el Coordinador de INCIDE en Sonora, el Coordinador Operativo, y los Moderadores y Ponentes en cada una de las reuniones. Sin su dedicación y esfuerzo, este logro no habría sido posible.

Reflexión y Acción

En INCIDE, reafirmamos nuestro compromiso de seguir siendo un espacio de diálogo y construcción colectiva, donde las voces de todos los sonorenses sean escuchadas y tenidas en cuenta en la toma de decisiones que afectan el futuro de nuestra región.

La reciente elección ha demostrado que, con esfuerzo y compromiso, es posible lograr una mayor participación ciudadana y un proceso electoral más representativo y legítimo. Invitamos a todos los ciudadanos a continuar participando activamente en la vida política del país, a exigir transparencia y cumplimiento de los compromisos por parte de nuestros gobernantes, y a trabajar juntos por un México más democrático y equitativo.

El éxito de esta jornada electoral es un claro indicio de que cuando la sociedad civil, el sector empresarial y las autoridades políticas colaboran de manera efectiva, podemos superar los desafíos y construir un futuro más prometedor para todos. Juntos, sigamos trabajando por un México, Sonora y Hermosillo próspero, equitativo, sustentable, sano y sobre todo en PAZ para las futuras generaciones.

Y como decía mi abuelo: “A Dios rezando y con el mazo dando”

Mtro. Guillermo Moreno Ríos
Ingeniero civil, académico, editor y especialista en gestión de riesgos, resiliencia empresarial y urbana, seguros y derechos humanos.
incide.guillermo@gmail.com

La opinión emitida en este artículo es responsabilidad del autor y no necesariamente refleja la postura de Siete24.mx

Seguir leyendo

Te Recomendamos