Diputada Lorena Villavicencio Marea Verde

La legisladora planteó que un bebé no tiene más derechos que una mujer; líder de defensa de las mujeres, la descalifica.

Ciudad de México.- Como parte de la movilización llamada “Marea Verde llegó a San Lázaro”, diversos grupos feministas y de la sociedad civil realizaron una serie de mesas de trabajo en el seno de la Cámara de Diputados “para analizar y fortalecer la iniciativa legislativa que promueve el aborto seguro, gratuito, libre y voluntario”.

Enfundada en la mascada verde que identifica al movimiento proaborto en el mundo, la legisladora Lorena Villavicencio Anaya, promotora de la iniciativa, recibió a representantes de organizaciones civiles autodenominadas feministas las cuales clamaron la necesidad de una ley que garantice la libre práctica del aborto en todo el país sin necesidad de ninguna causal médica o legal.

La iniciativa planea hacer modificaciones en los artículos 329, 330, 332, 333 y 334 del Código Penal Federal. Y consideró que los cambios legales deben cambiar la idea de que los derechos de un bebé sean superiores a los de una mujer:

 “Hay un elemento que pesa sobre muchos de los juzgadores de decir: No pueden valer más los derechos de un nonato, de un no nacido, sobre los derechos de las mujeres. No puede ser que valgan más”.

Sin embargo, la presidenta del Centro de Estudios y Formación Integral de la Mujer (CEFIM) en Cancún, Patricia López Mancera, cuestiona la seriedad de la propuesta: “Esta señora no está peleando por el derecho de la mujer sobre el no nacido, está peleando por el derecho de matarlo. La mujer requiere apoyo y no acabar con la vida de su hijo”.

López Mancera, quien también es coordinadora de la Alianza por el Derecho a la Vida en Cancún, asegura: “Nunca va a ser el aborto una opción y el verdadero apoyo de la mujer, que también puede estar en gestación, es a través de políticas que protejan las dos vidas”.

La legisladora Villavicencio escuchó los planteamientos de organizaciones proaborto; algunos, como la representación de Fondo María promueven el aborto incluso más allá de las doce semanas de embarazo rechazando los argumentos médicos: “Las doce semanas vienen de un discurso médico, de un discurso que no es de nosotras”, afirman.

“La diputada es una representante popular no una gestora de una agenda de muerte, que lo que menos le interesa es una mujer vulnerable”, reviró López y lamentó que los discursos ideológicos de las organizaciones proaborto sean parciales:

“De lo que no se habla es de las consecuencias del aborto. No se toma en cuenta las graves consecuencias físicas, psicológicas y emocionales que sufre una mujer por haber abortado. Eso sin contar que una estrategia común entre las promotoras del aborto es hacer invisible al hijo en gestación, restarle toda la dignidad humana y su derecho a vivir”.

LEE TAMBIÉN: Aborto es como contratar un sicario: Papa