La OEA pretende imponer acciones, medidas y hasta lenguaje que no ha sido aceptado ni definido por los Estados miembro

Cintillo-OEA

Cancún.—  La Coalición de Democracia y Derechos Humanos denunció aquí que   la Organización de Estados Americanos (OEA), su Secretario General y los órganos que la componen, se extralimitan en sus funciones, vulneran la soberanía y los derechos establecidos en la Convención Americana y exceden el mandato que les ha sido otorgado, al pretender imponer acciones, medidas y hasta lenguaje que no ha sido aceptado, definido y acordado por los Estados Miembros ni en acuerdo internacional alguno.

“Vemos con preocupación cómo en las resoluciones que no son vinculantes, se continúa incluyendo lenguaje y creando supuestos derechos no pactados por Estados en tratados sí vinculantes. Sin embargo, se utilizan esas resoluciones para luego presionar a los países a aceptar este nuevo lenguaje”.

Lee también:  Denuncian a OEA y CIDH por intromisión y violación de soberanías de naciones miembros

En este sentido, afirmaron que existe una violación de los propósitos y principios de la Carta bajo la cual esta Organización fue fundada.

 “No podemos hablar de democracia, cuando esta Organización no es capaz de respetar la voluntad de los ciudadanos delegada y representada por sus legítimos representantes, es decir sus parlamentos”.

La coalición Democracia y Desarrollo acusó, sin embargo, a la OEA le falta voluntad política en la aplicación correcta de los principios para los que esa instancia fue creada.

En este marco, exigió la urgente intervención ante el Gobierno de Venezuela donde existen violaciones de los derechos más básicos de la persona humana, como son pobreza, hambre, violencia y nulo acceso a medicamentos.

Acusó: la OEA, sus órganos y hasta su secretario general persisten en su intención de imponer una agenda que promueve una ideología, que no tiene que ver con la voluntad de los pueblos de la región,  y por el contrario resta autoridad a sus representantes legítimos.

“Tanto la Comisión, la Corte, la Comisión Interamericana de la Mujer y el Mesecvi, así como el Señor Secretario General, se han excedido en sus funciones, ya que han pasado por encima de los acuerdos y  del  mandato otorgado por los Estados. Estas acciones amenazan la democracia, entendida como la voluntad de los pueblos, y con ello el Estado de Derecho”.

La coalición mencionó como ejemplo la inclusión de términos de orientación sexual e identidad de género, que no fueron definidos por los países, pero que la CIDH tomo de los llamados principios de Yogyakarta, “un documento elaborado por un grupo de personas privadas con intereses específicos y que por ende no son vinculantes a los países”.

Refirió que en esta ocasión  han ido todavía más allá  agregando una nueva categoría no acordada, “intersexo” que al igual que la orientación sexual y la identidad de género no están definidos en tratados internacionales ratificados por los países. No solo eso, sino además se continúa delegando la autoridad a supuestos expertos del Mecanismo de Seguimiento de la Convención de Belén Do Pará (Mesecvi), comisionados y jueces, para reinterpretar (no interpretar) los tratados. Cambiando con ello completamente el sentido de lo acordado por los Estados.

Por eso hizo un  llamado a los embajadores para que “sean valientes y defiendan la voz de su pueblo”.

El reclamo fue planteado en el Foro de la Sociedad Civil con los embajadores y cancilleres, representantes de los Estados, encabezada por el Secretario General del organismo, Luis Almagro, en el inicio de los trabajos del 47 Periodo Ordinario de Sesiones de la Asamblea General de la OEA, que estrenó aquí el nuevo formato del diálogo  entre el máximo órgano de la Organización y los grupos de la sociedad civil.

A iniciativa de México, en esta ocasión los 698 representantes de agrupaciones de la sociedad civil registrados, participan en las 28 coaliciones formadas para presentar la posición en los temas definidos.

Por eso hizo un  llamado a los embajadores para que “sean valientes y defiendan la voz de su pueblo”.