Jared Kushner, yerno y consejero del presidente Donald Trump, habría sido el enlace entre la campaña del entonces candidato republicano y Rusia.

Washington, DC.- Jared Kushner, el yerno y consejero del presidente Donald Trump, ha ofrecido testificar ante el comité senatorial que investiga la posible colusión entre funcionarios de la campaña del entonces candidato republicano y el gobierno de Rusia, informó este lunes la Casa Blanca.

El ofrecimiento de Kushner para rendir testimonio ante el Comité de Inteligencia del Senado se produjo sólo después que la oficina legal de la Casa Blanca fue notificada por un panel sobre su interés sobre el esposo de Ivanka Trump, como parte de la investigación que conduce al respecto.

Te puede interesar: IVANKA TRUMP ASISTIRÁ A CUMBRE DE BERLÍN

La Casa Blanca recordó que durante la campaña presidencial así como durante la transición, Kushner, quien no tiene experiencia alguna en política exterior, sirvió como el funcionario responsable para los contactos con gobiernos y oficiales extranjeros.

“Dado este rol, él ha ofrecido hablar de manera voluntaria con el comité del senador (republicano Richard) Burr, pero aún no ha recibido confirmación”, informó la residencia presidencial en un comunicado, aludiendo al presidente de este panel.

El interés de los legisladores deriva de los contactos que Kushner sostuvo con el embajador ruso ante la Casa Blanca, Sergey I. Kislya, cuyos enlaces con funcionarios de la campaña Trump se han convertido en centro de atención, y en al menos un caso ha tenido consecuencias.

El general Michael Flyn tuvo que renunciar a su cargo como asesor de seguridad nacional de la Casa Blanca después de mentir al vicepresidente Mike Pence sobre los alcances de una conversación telefónica que sostuvo con Kislya antes de que Trump asumiera la presidencia.

Te puede interesar: TRUMP CULPA A REPUBLICANOS POR SU PRIMER FRACASO

Durante un encuentro con Pence, Flynn omitió mencionarle que el tema de las sanciones impuestas a Rusia por la administración del presidente Barack Obama fue parte de su plática con el diplomático ruso, la cual fue interceptada por los servicios de inteligencia estadounidenses.

La investigación, adicional a la que lleva a cabo el Comité de Inteligencia de la Cámara de Representantes, se centra sobre la interferencia de Rusia en las investigaciones presidenciales del 2016, incluyendo si hubo colusión entre ese gobierno y la campaña Trump. (Notimex)

refm