Connect with us
Descanse en paz, Mons. Salvador Armando Cisneros Gudiño (1946-2024) Descanse en paz, Mons. Salvador Armando Cisneros Gudiño (1946-2024)

México

Descanse en paz, Mons. Salvador Armando Cisneros Gudiño (1946-2024)

Publicada

on

Por Pbro. M. en C. Eduardo José Corral Merino

Sacerdote Diocesano, formador de más de veinticinco generaciones de sacerdotes para la región noroeste del País. Durante diecinueve años fue Rector del Seminario de la hoy Arquidiócesis de Tijuana. Docente en la misma Casa de Formación, por más de cincuenta años, en la que enseñó muy distintas asignaturas, desde las básicas Filosóficas y Teológicas, hasta algunas de alta especialización. Participó con generosidad y creatividad en los inicios de lo que es la Organización de Seminarios de México (OSMEX).

También fue incansable formador de laicos profesionistas al enseñar en la Universidad Autónoma de Baja California, así como en la Universidad Iberoamericana-Tijuana, principalmente. Las facultades de Filosofía, Derecho, Comunicación, entre otras, fueron durante muchos años, espacios de encuentro con directivos, maestros y alumnos. En sus clases, además de sus típicos apuntes, ofrecía distintos instrumentos pedagógicos: películas, documentales, editoriales periodísticas, esquemas, cuestionarios, powerpoints, etc. Sus clases nunca fueron aburridas, ni tediosas; sí exigentes y reflexivas. Entre los años 96 al 98 tuve la oportunidad, en algunas ocasiones, de ayudarle a preparar su portafolio para los distintos cursos, en donde metía: lista de asistencias, trabajos, exámenes, apuntes, en aquel tiempo acetatos y uno que otro libro. Cargaba, por supuesto, con su propio equipo tecnológico, en otra mochila.

Sin duda, toda esa actividad docente, se debió, en gran parte, a sus estudios en el Seminario Diocesano de Morelia, así como un posgrado en la Universidad Católica de San Diego, en Artes y Docencia. Pero, Monseñor Cisneros fue un autodidacta, un inquieto lector de libros, que principalmente adquiría en sus viajes de verano para ver a sus familiares, que viven en la Ciudad de México. Cada visita implicaba el recorrido por las principales librerías: Parroquial de Clavería, Sótano, Gandhi, Universidad Pontificia de México, Fondo de Cultura Económica, entre otras. Al final, todo se enviaba por autobús, en distintas cajas, hasta la lejana Tijuana. Sus búsquedas eran amplias. Siempre, en la cabeza, estaba la preparación de un nuevo curso, del seguimiento de nuevas corrientes filosófico/teológicas, así como la integración de saberes.

Años después, se convirtió en un consuetudinario navegador de importantes bases de datos, bibliotecas digitales, centros de información, en ambos lados de la frontera. Solía visitar el Centro México-Estados Unidos, de la Universidad Pública de San Diego, así como otros centros de información en Los Ángeles. Para él, el internet fue un instrumento que le conectó con el centro de México, y con las grandes instituciones europeas. Recuerdo con gran alegría, la primera vez que instalamos el Bible Works, un programa potente que contiene exponenciales posibilidades de estudio de las distintas traducciones de la Biblia y de estudios geográficos, arqueológicos, históricos, etc.

Supo incorporarse a las nuevas tecnologías, con gran confianza: computadora portátil, tableta, celular, scaner, digitalizador, que aprendía a manejar rápidamente. Cabe señalar, que en distintos momentos del día, su computadora le servía para serenarse, ordenar la cabeza y el corazón, con algún juego, concierto, película, serie o documental.

Su escritorio era algo que siempre ordenaba al final de la jornada, pues ahí estaba lo de la parroquia/rectoría, lo de sus cursos, lo propio de los distintos proyectos pastorales, los pendientes administrativos, litúrgicos, así como una enorme agenda que iba llenando con múltiples compromisos: bodas, bautizos, quince años, aniversarios de boda, graduaciones, de tantos amigos, conocidos, y gente que le buscaba, sin más.

Monseñor Cisneros no perdía tiempo, pues ni siquiera lo tenía. Sus días eran un continuo sucederse de encuentros, al igual que múltiples traslados, propios de sus responsabilidades. A veces, estos encuentros eran del otro lado de la línea, así que había que cruzar la frontera. Aprendió a ser sumamente práctico. Su agenda combinaba perfectamente las cuestiones ad intra de la Iglesia, así como las ad extra, de diálogo con el mundo: empresarios, gobernantes, legisladores, periodistas, académicos, artistas, entre otros. Muchos eran sus exalumnos.

“Su día semanal de descanso” eran días que utilizaba para descargar actividades que le exigían concentración, decisiones puntuales de tipo pastoral, así como la atención a cuestiones personales. Fue un magnífico organizador de eventos, anfitrión, animador de distintas iniciativas eclesiales, académicas, culturales. Recuerdo con simpatía tres de gran convocatoria, en las que me invitó a participar: la primera, un Encuentro para Agentes de Pastoral, en el entonces Camino Real, allá en el año 2,000; una segunda, en el Club Campestre, que fue la presentación de Educar para una Nueva Sociedad, en 2015. Y, finalmente, la presentación de Laudato Si`, en el Centro Cultural Tijuana. Las invitaciones a él, para participar en distintos foros, seminarios, presentaciones de libros, etc., eran una constante, dentro y fuera de Tijuana.

Tanto en el Seminario, como en la Parroquia Santa María Estrella del Mar, así como en la Rectoría de Santa Teresa, tuvo la continua inquietud de mejorar, ampliar y embellecer las instalaciones físicas. Era buen administrador para las obras de infraestructura. Los ingenieros, trabajadores, personal administrativo, aprendieron pronto el estilo de Monseñor: toma de decisiones rápidas, exigencia de resultados, mucha comunicación y sobre todo, el buen gusto. Los templos se distinguieron por estar constantemente atendidos, desde pisos, hasta el último foco.

Personalmente, me tocó ser partícipe, en Santa María Estrella del Mar, de las siguientes obras: ampliación de la zona de criptas, terminación de la casa parroquial, rehabilitación del Centro Pastoral Madre Teresa de Calcuta, remodelación de auditorio parroquial, construcción de salones parroquiales, baños, adaptación de dispensario, habilitación de estacionamiento y cancha de basquet; construcción de amplias y dignas oficinas parroquiales, adecuación del comedor parroquial, creación de archivo parroquial, colocación del campanario, entre otras.

La computadora, las impresoras, el buen equipo de sonido, el decoro en la liturgia, así como distintas iniciativas pastorales que promovía durante todo el año, fueron una constante.

Monseñor Salvador, además, tuvo otros múltiples cargos: fue Decano de las distintas comunidades parroquiales en donde participó, con todas sus implicaciones; desarrolló los primeros esfuerzos de la Pastoral de Medios de Comunicación, siendo Rector del Seminario, así como la Pastoral de Agentes Laicos, sucediendo al Padre Arturo De la Torre; por supuesto perteneció al Consejo Presbiteral y al Colegio de Consultores de la Arquidiócesis, durante muchos años.

Al asumir sus tareas como Párroco de Santa María Estrella del Mar, así como Rector de Santa Teresa, entendió que su lenguaje tenía que ser diferente: más sencillo, práctico, aterrizado a las inquietudes cotidianas de sus fieles. Por ello implementó distintos mecanismos de comunicación: el boletín parroquial, que cada semana editó, para ser repartido en las misas dominicales, así como la preparación puntual de la homilía diaria, que posteriormente enviaba por WhatsApp, a su feligresía. En los años en que lo pude acompañar, fui testigo del profundo impacto que tenían cada una de sus palabras, en los fieles del pueblo de Dios. Sus celebraciones eran profundas, distintas, sobriamente celebradas y muy cálidas. La misa de niños, en las dos comunidades que encabezó, se convirtió en un encuentro maravilloso, gracias a la incorporación de un títere en la homilía, que llevaban por nombre, Estrellita y Teresita, respectivamente.

Tuvo como maestro y amigo en Tijuana, al Señor Juan Jesús Posadas Ocampo; convivió mucho con el Padre José Cabral, M. Sp. S, profesor del Seminario. Sus Directores Espirituales en Morelia fueron los Padres Manuel Perez Gil y Manuel Castro, después Arzobispos de Tlalnepantla y Yucatán, respectivamente.

Lo sólida experiencia de formación vivida en la Iglesia de Morelia, así como el fuerte contexto familiar, impregnado de la vocación magisterial y los distintos viajes que organizaba, le ayudaron mucho a desarrollar una visión de conjunto, de diálogo con todos los sectores de la sociedad y culturas; sobre todo, a impulsar las respuestas pastorales frente a los nuevos signos de los tiempos. Comprendió, rápidamente, que Tijuana era una porción del mundo, en donde se manifiesta a plenitud el Cambio de Época que vivimos. Alguna vez me dijo, que en esa frontera se sintetizaba “lo mejor del norte y lo mejor del sur, pero también, lo peor de uno y de otro”.

Su participación en distintos medios de comunicación, escritos y digitales, en la radio y en la televisión, fueron una constante. Recuerdo cómo, algunos investigadores de El Colegio de la Frontera Norte, en donde estudié mi posgrado, comentaban cada viernes, entre cubículos, la editorial de Mons. Cisneros, en el Semanario ZETA, quien invariablemente daba una visión nueva de los temas regionales y locales del momento, con un sentido crítico, propositivo, humano y profundo.

Hombre de diálogo y encuentros, plural, profundamente evangélico y prudente. Un incansable misionero y apóstol. Estudioso y promotor del Magisterio de la Iglesia, de cada uno de los Pontífices de su tiempo, a quienes supo seguir, anunciar y por supuesto, obedecer efectiva y afectivamente. Supo discernir e incorporar a la realidad local, los lineamientos del Concilio Vaticano II. De su pensamiento Teológico, hablaré en otro escrito, por ahora sólo destaco que para él, la gran afirmación de San Juan Pablo II: “el hombre es el camino de la Iglesia” (Cfr. Redemptor hominis, No. 14), fue su directriz que impactó su Eclesiología, su Cristología, pero sobre todo, su visión de la Teología Sistémica, de la que ya participó.

Nació en la Ciudad de México. Menor de cuatro hermanos. Ellas: Carmen, Guadalupe y Teresa, casadas y con hijos, lo que llevó a Monseñor Salvador a tener una gran oportunidad para ensanchar su mundo de relaciones con los sobrinos, quienes son todos unos profesionistas de bien. Cursó, con máximos honores, sus estudios de Filosofía y Teología en el Seminario de la Arquidiócesis de Morelia, en donde consolidó otra grande familia, con compañeros entrañables, entre los cuales menciono los siguientes: el Cardenal Alberto Suárez Inda, el Obispo Carlos Suárez Cásarez, el Pbro. Guadalupe Franco, el Pbro. Antonio Basurto, entre otros muy respetables sacerdotes.

Sin duda, la huella que dejó en la Arquidiócesis de Tijuana, se hizo patente, en su velación y exequias. Durante la tarde del martes 21, así como la mañana del miércoles 22 de mayo, no dejaron de fluir personas por el Santuario de Nuestra Señora del Sagrado Corazón, llenas de gratitud por todo el servicio de Monseñor Salvador Cisneros. Muy sentido y particular fue el saludo del Señor Arzobispo Francisco Moreno Barrón, la homilía del Señor Obispo de Ensenada, Mons. Rafael Valdez Torres, así como el aplauso que se le tributó, después de la Eucaristía.

Monseñor Salvador sabía escuchar y querer a la gente; era un pastor prudente, cálido y fraterno. No era, la suya, una inteligencia hueca, sino habitada por la compasión, que fue la constante en su diario vivir, por ello, sabía acoger, contemplar y servir.

Mucho debemos reconocer y valorar los testimonios de sacerdotes de esta cualidad. Y mucho, estamos llamados a trabajar en estas áreas del diálogo con la cultura, la educación y la formación integral.

Por lo pronto, después de veinticinco años de favorecerme con su cercanía, no me queda más que una profunda gratitud a Dios, a él, a su familia, a la Iglesia.

Dios recompense toda su entrega misionera, y haga muy fecundas cada una de sus obras.

Escrito por Eduardo José Corral Merino, Sacerdote de la Arquidiócesis de Morelia, Secretario de la Dimensión de Educación y Cultura de la Conferencia del Episcopado Mexicano.



Dejanos un comentario:

Elecciones 2024

Tribunal recibe 233 procesos contra elecciones presidenciales

El PRD presentó el 80% de los procesos

Publicada

on

Por

Foto: Cuartoscuro

Ciudad de México.— El Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) recibió al momento 233 impugnaciones contra los resultados del cómputo distrital de la elección presidencial.

Las inconformidades las presentaron tres partidos políticos: Partido de la Revolución Democrática (PRD), Movimiento Ciudadano (MC) y Partido Acción Nacional (PAN).

El 80 por ciento de los procesos contra las elecciones presidenciales los presentó el Sol Azteca, informó el tribunal.

En una tarjeta informativa que Movimiento Ciudadano suma 43 juicios de inconformidad contra dichos resultados.

Más para leer: PRD mantendrá su registro como partido político a nivel local

En tanto, el PAN interpuso dos impugnaciones, una en el 02 consejo distrital del INE en Tamaulipas y la otra en el 03 de Michoacán. El proceso es contra el cómputo correspondiente a las casillas, que serán precisadas en cada uno de los agravios formulados.

El Partido Revolucionario Institucional (PRI) aún no ha presentado ningún juicio de inconformidad. Tampoco Morena y los partidos del Trabajo y Verde Ecologista de México, los cuales abanderaron a Claudia Sheinbaum, virtual presidenta electa de México.

Este jueves termina el plazo para que los partidos políticos puedan impugnar los resultados del cómputo distrital de la elección a la Presidencia de la República.

Sigue nuestro canal de WhatsApp, la mejor información a tu celular.

JAHA

Seguir leyendo

Estados

Notifican a familias hallazgo de restos humanos en Pasta de Conchos

A 18 años del accidente

Publicada

on

Por

Foto: Cuartoscuro

Ciudad de México.— El Gobierno Federal confirmó el hallazgo  de restos humanos en la Mina Pasta de Conchos, a 18 años de la explosión en el sitio.

La titular de la Secretaría de Gobernación (Segob), Luisa Alcalde y funcionarios de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS) y de la Comisión Federal de Electricidad, notificaron a las viudas y familiares de las víctimas.

El hallazgo tuvo lugar en una de las galerías de la mina, ubicada a 146 metros de profundidad de la Mina Pasta de Conchos.

En el sitio, también se localizaron diversos objetos de trabajo según un comunicado conjunto de las dependencias.

En dicho punto de Pasta de Conchos, no se identificaron indicios de que hubiese tenido una explosión como en su momento se señaló.

Te recomendamos leer: Así se podrá obtener la licencia de conducir permanente en CDMX

Será la Fiscalía General del Estado de Coahuila, en colaboración con la Comisión Nacional de Búsqueda (CNB) y el Instituto Nacional de Medicina Genómica (INMEGEN) los encargados de identificar los restos humanos.

Además, iniciarán los peritajes que permitan determinar las causas del accidente.

El 19 de febrero de 2006, un total de 65 mineros quedaron atrapados debido a una explosión en Pasta de Conchos.

Meses después, se rescataron los cuerpos de dos mineros fallecidos en la mina, pero los trabajos para rescatar los cuerpos se abandonaron.

Sigue nuestro canal de WhatsApp, la mejor información a tu celular.

JAHA

Seguir leyendo

México

Reclusos de la CDMX realizan regalos para el Día del Padre a través de “Hazme Valer”

La iniciativa “Hazme Valer” no solo destaca por la calidad y variedad de los productos ofrecidos, sino también por su trasfondo social.

Publicada

on

Hazme Valer

Ciudad de México.- Con motivo de los festejos del Día del Padre, más de 50 personas privadas de la libertad de tres reclusorios de la Ciudad de México han elaborado una variedad de productos como asadores, hieleras, tarros para cerveza y mandiles parrilleros.

Estos artículos forman parte de la iniciativa “Hazme Valer”, impulsada por la Subsecretaría del Sistema Penitenciario, que busca promover la reinserción social y laboral de los internos.

Los participantes de esta iniciativa trabajan en los talleres de herrería, serigrafía, costura e impresión DTF, ubicados en el Reclusorio Norte, Reclusorio Oriente y la Penitenciaría de la Ciudad de México.

Los productos elaborados estarán a la venta desde este miércoles hasta el próximo domingo en la sede de la policía capitalina, situada en Liverpool 136, colonia Juárez.

Te puede interesar: Festejos del Día del Padre dejarían una derrama económica de 42 MMP

Gabriel Villanueva, auxiliar de la Dirección de Fomento Artesanal del Sistema Penitenciario, destacó que la venta de estos productos no solo ofrece precios accesibles para las familias que buscan obsequios para el Día del Padre, sino que también brinda a los internos una oportunidad de reintegrarse a la sociedad a través del trabajo.

“Aunque no hay un stock determinado, los internos comenzaron a trabajar en estos productos desde el mes de mayo”, señaló Villanueva.

Los precios de los productos varían desde los 38 pesos hasta los 1,300 pesos, siendo este último el costo de un asador grande que se encuentra exhibido.

También hay asadores pequeños, ideales para hacer un mini asado en familia. Los mandiles parrilleros, disponibles en diferentes diseños y estampados, se presentan como un regalo elegante para lucir en las celebraciones del Día del Padre.

La iniciativa “Hazme Valer” no solo destaca por la calidad y variedad de los productos ofrecidos, sino también por su trasfondo social.

Al apoyar esta causa, los compradores contribuyen al proceso de reinserción de las personas privadas de la libertad, quienes encuentran en estos talleres una forma digna de ocupar su tiempo y prepararse para una vida fuera de los muros del reclusorio.

Para aquellos interesados en adquirir estos productos y apoyar esta noble causa, la venta estará disponible en la sede de la policía capitalina hasta el domingo.

Esta es una oportunidad única para adquirir un regalo especial para el Día del Padre y, al mismo tiempo, contribuir a una iniciativa que busca cambiar vidas.

ARH

Seguir leyendo

CDMX

Así se podrá obtener la licencia de conducir permanente en CDMX

La Secretaría de Movilidad (SEMOVI) ha proporcionado instrucciones claras sobre cómo solicitar la reposición de esta licencia.

Publicada

on

Licencias de conducir permanente

Ciudad de México.- La próxima jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Clara Brugada, ha anunciado la reintroducción de la licencia permanente para conducir automóviles particulares, una medida que entrará en vigor a partir del 5 de octubre, fecha en la que asumirá el cargo.

Brugada destacó que esta iniciativa sigue el ejemplo del presidente López Obrador, quien implementó esta medida durante su mandato como jefe de Gobierno.

La licencia permanente busca simplificar los trámites administrativos en la ciudad y reducir la carga burocrática para los conductores.

Actualmente, la licencia permanente en la Ciudad de México solo es válida para aquellos que tramitaron este permiso antes de 2007.

Te puede interesar: COPARMEX CDMX felicita a Claudia Sheinbaum y a Clara Brugada por triunfo electoral

Sin embargo, con la implementación de esta nueva medida, todos los conductores podrán optar por esta opción sin tener que renovarla cada tres años, como sucede con las licencias tipo A, A1 y A2.

En cuanto al costo, aquellos conductores que necesiten reponer la licencia permanente debido a extravío o desgaste por uso deberán pagar una tarifa de 989 pesos mexicanos en los Módulos de Control Vehicular y Licencias ubicados en los Centros de Servicios de Tesorería de la Ciudad de México.

Aunque el anuncio de la reintroducción de la licencia permanente se realizó en mayo, el trámite para obtenerla aún no está disponible.

Sin embargo, la Secretaría de Movilidad (SEMOVI) ha proporcionado instrucciones claras sobre cómo solicitar la reposición de esta licencia.

Los conductores interesados en obtener o reponer la licencia permanente deberán seguir los siguientes pasos:

Acceder a la página web de la Secretaría de Administración y Finanzas.

Buscar la opción de “Pagos y trámites en línea” y seleccionar “Licencia A automovilista y motociclista Permanente (Reposición)”.

Imprimir la línea de captura y realizar el pago correspondiente. Es importante tener en cuenta que el pago puede tardar hasta 72 horas en reflejarse en el sistema.

Una vez realizado el pago, solicitar una cita en el Módulo de Control Vehicular y Licencias más cercano a través del sitio web de la Secretaría de Administración y Finanzas.

Con la implementación de esta medida, se espera simplificar y agilizar el proceso de obtención y reposición de licencias de conducir en la Ciudad de México, beneficiando a los conductores y contribuyendo a una mayor eficiencia en la administración pública.

ARH

Seguir leyendo

Te Recomendamos