James Comey comparecerá como ciudadano privado sobre la presunta interferencia de Rusia en las elecciones presidenciales de Estados Unidos

Washington.— El exdirector de la Oficina Federal de Investigaciones ( FBI ), James Comey, quien fue despedido por el presidente Donald Trump, testificará el próximo 8 de junio sobre sus interacciones con el mandatario, ante el Comité de Inteligencia del Senado. James Comey comparecerá como ciudadano privado en la audiencia pública sobre la presunta interferencia de Rusia en las elecciones presidenciales de Estados Unidos de noviembre de 2016, informaron los miembros del panel.

Te recomendamos:  Trump amenaza a exdirector del FBI

Fuentes cercanas al ex funcionario federal del indicaron a medios estadounidenses que Comey tiene previsto reportar al Congreso que el mandatario lo presionó para terminar la investigación sobre posible colusión con Rusia. El Comité de Inteligencia del Senado es uno de los dos paneles legislativos que realiza una investigación sobre la supuesta interferencia de Rusia en las elecciones.
James Comey se reunió con el fiscal especial de la investigación del Departamento de Justicia, Robert Mueller, para definir los parámetros de su testimonio a fin de asegurar que no se generen interferencias legales con la investigación federal, de acuerdo con reportes de prensa.
En este marco, un reciente sondeo encontró un incremento de la proporción de estadounidense a favor de un juicio político a Trump.

Checa también:  Trump pidió a FBI dejar de investigar a asesor 

Un 43 por ciento de los votantes apoya que el Congreso ponga en marcha el procedimiento de juicio político contra el presidente número 45 de Estados Unidos, un aumento de cinco puntos porcentuales en relación con la semana pasada, de acuerdo con el sondeo Político/Morning Consult. Una mayoría de estadounidenses que apoya el enjuiciamiento político coincide que Trump es incapaz de servir como presidente y debe ser removido de su cargo aún si no cometió una ofensa grave.  (Notimex) Hay que recordar que el despido se produjo después de conocerse que Comey aseguró ante el Congreso de Estados Unidos, de manera errónea, que Huma Abedin, antigua asesora de la excandidata presidencial demócrata Hillary Clinton, había reenviado cientos y miles de correos electrónicos a la computadora portátil de su esposo, algo que, de hecho, no ocurrió. AGP