Esta es la última ocasión que exhibe su colección íntima y la quiso compartir en su ciudad natal.

Guadalajara.- Son más de 900 piezas, objetos, cómics, personajes de sus películas y otros que fueron inspiración conforman la exposición “En casa con mis monstruos” de Guillermo del Toro, en el Museo de las Artes de la Universidad de Guadalajara.

En un recorrido para medios de comunicación, se pudieron visitar las ocho salas:

Infancia/Inocencia; Cuarto de Lluvia; Época Victoriana; Magia y Ocultismo; Cine, Cómics y Pop; Frankestein; Los otros/Nosotros/Los Monstruos; Muerte y más allá, en donde el espectador se adentra a la vida del cineasta tapatío.

En cada una de las salas se da a conocer cómo fue el proceso inspirador del cineasta para llegar a ser uno de los directores más reconocidos del mundo.

Destaca incluso la etapa de su infancia en la que tuvo su primer acercamiento y empatía con el mundo de los monstruos.

En algunas salas honra a escritores, pintores y películas que fueron esenciales para su carrera, y además, muestra, porque no podían faltar personajes de sus producciones de cine, el Ángel de la muerte de Hellboy, y el Anfibio de la cinta La forma del agua.

La exposición que contó con la curaduría del diseñador de arte Eugenio Caballero, no solo muestra objetos reales de época que fueron utilizados en sus películas, sino que dedica una sala a los cómics que en su niñez fueron determinantes para su futuro como cineasta.

También dedica un espacio a Frankestein, de sus favoritos.

Dedica espacios a colecciones de obras pictóricas, libros y objetos de otros autores y a las que les tiene mucho respeto; en la sala Muerte y más allá se ilustra un de las inquietudes más sonadas de Del Toro respecto a qué hay después de la muerte.

 

La recreación de una sala de la casa real de Del Toro en la que resaltan sus objetos más preciados y el elemento agua en una de las ventanas, está perfectamente lograda y el visitante será capaz de imaginar el lugar preferido de Guillermo del Toro al momento de crear sus guiones.

La exposición arranca oficialmente el 31 de mayo para invitados especiales y a partir del 1 de junio y hasta el 27 de octubre podrán visitarla.

 

Esta es la última ocasión que exhibe su colección íntima y la quiso compartir en su ciudad natal.

npq