Connect with us

México

AMLO pondrá de cabeza al sector energético: WSJ

Emanuel Mendoza Cancino

Publicada

on

México.— El candidato presidencial por la coalición “Juntos Haremos Historia”, conformado por los partidos Morena, PES y PT, planea poner de cabeza al sector energético recién abierto en México, advierte el diario estadounidense The Wall Street Journal. 

El periodista Robbie Whelan refiere que ha confundido a los inversionistas al pedir un congelamiento temporal en las nuevas inversiones privadas en exploración y producción de petróleo.

Que sus intenciones es trasladar el gasto federal de la exploración y la producción a las refinerías, lo que según los críticos podría tener las consecuencias más dramáticas para la economía mexicana y las refinerías estadounidenses a lo largo de la costa del Golfo de Estados Unidos.

En su artículo publicado este lunes señala que eventualmente, López Obrador quiere detener por completo las exportaciones de petróleo crudo—una fuente primordial de ingresos para el país—porque, según él, México se ha vuelto demasiado dependiente de EUA para obtener gasolina refinada, como afirmó Rocío Nahle, legisladora de Morena a quien el candidato ha nombrado como su Secretaria de Energía, si llegara a la Presidencia.

LEE: Nuevo aeropuerto será en Santa Lucía: AMLO

“Nosotros vamos a cambiar la política energética de este país, eso es un hecho”, afirmó Nahle en una entrevista con el Wall Street Journal.

Recuerda que analistas de energía, políticos rivales y ex empleados de la compañía petrolera estatal Petróleos Mexicanos, o Pemex, han dicho que el plan de López Obrador arrojaría la economía dependiente de la energía de regreso a los inicios de la década de 1970.

Es decir antes de que hicieran los descubrimientos petroleros clave y cuando el país confiaba en una economía cerrada en industrias como la petrolera, de acero y la agrícola.

El plan de la refinería también podría tener amplias consecuencias fiscales para México, señala, lo que conduciría a un potencial déficit presupuestario.

Para Estados Unidos, que compra la mitad de las exportaciones de crudo de México, podría obligar a las refinerías a lo largo de la costa del golfo de aquel país, que dependen del crudo mexicano, a buscar en otro lado realizar estas operaciones.

El diario precisa que López Obrador tiene una larga historia de oposición a la apertura de la industria petrolera de México a la inversión extranjera y privada.

En 2013, dirigió a miles de manifestantes a protestar contra el plan del presidente Enrique Peña Nieto de permitir la inversión privada en la exploración y producción, calificando la idea de compartir los beneficios de los recursos naturales mexicanos con compañías petroleras extranjeras de una afrenta a la soberanía nacional.

“Es sentido común. ¿Por qué no agregamos valor a nuestros recursos? ¿Por qué tenemos que comprar gasolina?”, dijo López Obrador el viernes pasado. “A mediados del próximo sexenio presidencial, vamos a dejar de comprar gasolina, vamos a producir la gasolina en México”.

Robbie Whelan indica que los principales rivales de López Obrador están a favor de mantener abierto el sector energético y enfocado en las exportaciones.

Durante las últimas décadas, los gobiernos mexicanos sucesivos han invertido sus dólares limitados en la exploración y producción de crudo para la exportación, prestando menos atención a las actividades posteriores como la refinación. La razón es simple: la recompensa por encontrar petróleo crudo es grande, mientras que la refinación tiene márgenes muy pequeños y requiere inversión masiva.

RECOMENDAMOS: Asistirá AMLO sólo a debates del INE

La importación de gasolina ha surgido en la última década a medida que crece la demanda por combustible para automóvil y las seis refinerías existentes en México se han vuelto menos productivas, afectadas por ineficiencias, cerradas de manera inesperada y dañadas por desastres naturales.

México importó 571 mil barriles de gasolina al día en 2017, una tasa promedio que fue 59 por ciento más alta que en 2013. Mientras tanto, 2017 fue el peor año para la producción nacional de gasolina en más de una década, con sólo 257 mil barriles refinados al día, 44 por ciento por debajo de la década anterior.

Las seis refinerías de Pemex operaban a una capacidad promedio de 48 por ciento el año pasado, el nivel más bajo registrado.

López Obrador quiere construir una o dos nuevas refinerías, las cuales costarían alrededor de seis mmdd cada una y tardarían aproximadamente tres años en ser construidas, dijo Nahle, ingeniera petrolera que trabajó en las plantas petroquímicas de Pemex en los años ochenta.

Además, dijo que él quiere mejorar las seis refinerías existentes en México, logrando que funcionen entre el 70 y 95 por ciento de su capacidad en nueve meses.

“Si se tiene el dinero para gastar en refinación o exploración y producción, ¿por qué no lo gastaría en exploración y producción, donde se ganaría mucho más dinero?”, de acuerdo con Duncan Wood, director del Instituto México del Centro Internacional Woodrow Wilson, refiere el artículo.

“Claramente el cálculo es político”, señaló Wood. “Quieren nuevas y brillantes plantas en la costa con las que el presidente pueda pararse y decir ‘Miren, hemos hecho esto”.

El plan de López Obrador probablemente le quitaría los recursos necesarios para proteger la declinante producción mexicana de crudo para exportación. Pemex contribuye casi con el 20 por ciento del presupuesto federal.

México exportó 20 mmdd de petróleo crudo el año pasado, en un promedio de 1.17 millones de barriles por día, cerca de la mitad de éste hacia EUA. Los volúmenes de exportación de crudo han caído más de 30 por ciento en la última década dado que muchos campos petroleros clave de México se encuentran vacíos.

The Wall Street Journal indica que para tratar de compensar ese declive, el país abrió su exportación y producción a la inversión privada en 2013.

Desde entonces, el país ha llevado a cabo ocho subastas y otorgado 91 contratos de exploración y producción. Pero muchos de estos tomarán años o incluso décadas para cosechar cantidades significativas de crudo.

El costo de actualizar y construir nuevas refinerías posiblemente sea mucho más alto del que estima la campaña, dicen analistas. El precio de una nueva refinería, de entre 10 a 12 mil millones, es posible que sea más alto que lo que la campaña de López Obrador está proyectando, de acuerdo con Gonzalo Monroy, un consultor independiente en energía en México.

México construyó por última vez una nueva refinería, su enorme complejo de Salina Cruz en el estado de Oaxaca, en 1980. Actualizaciones recientes en las refinerías de Pemex en Minatitlán y Cadereyta estuvieron plagadas de excesos en costos. (Notimex)

emc

 



Dejanos un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

México

Autonomía de órganos de transparencia es indispensable para no recibir presiones externas

Avatar

Publicada

on

Por

Autonomía de órganos de transparencia es indispensable para no recibir presiones externas

Ciudad de México.— La autonomía de los órganos garantes de los derechos de acceso a la información y de protección de datos personales es fundamental para evitar que se limite el cumplimiento de su deber.

Así lo afirmó el comisionado del Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI), Adrián Alcalá Méndez.

“Es necesario que los organismos no encuentren en el desarrollo de su función la disyuntiva u oportunidad de ser juez y parte; y que no reciban presiones externas de cualquier tipo que influyan en las decisiones”, enfatizó.

LEE Organismos empresariales defienden autonomía del INAI

Alcalá Méndez dijo que, sólo así, se podrá alcanzar la ecuación perfecta para lograr una sociedad más informada, participativa y exigente; con mecanismos idóneos para el ejercicio de sus derechos, y a su vez, fortalecer el sistema de pesos y contrapesos.

Señaló que la obligación del Estado es asegurar que no exista restricción o limitación en el acceso a la información, adicionales a las que se encuentran expresamente previstas en la ley; para lo cual los órganos garantes tienen un papel fundamental.

El Comisionado del INAI indicó que los casos Odebrecht, “Estafa Maestra” o la “Casa Blanca”, ejemplifican la relevancia de las determinaciones de los órganos garantes; y son muestra de la necesidad de que éstos funcionen; sin ningún tipo de interferencias o presiones y desarrollen en sus funciones de manera paralela la división de poderes tradicional.

Te puede interesar Órganos autónomos fortalecen división de poderes: Lorenzo Córdova

Adrián Alcalá reiteró que la función de los órganos garantes es indispensable para el ejercicio de ambos derechos y no puede ser sustituida por una institución que dependa de alguno de los poderes de la Unión; ya que sus decisiones no tendrían el mismo alcance y la confianza en sus determinaciones se vería debilitada.

ebv

Seguir leyendo

Edomex

Mexibús conecta al Edomex con la CDMX

Israel Lorenzana

Publicada

on

Mexibús conecta al Edomex con la CDMX

Ecatepec.— En el paradero de Indios Verdes de la Ciudad de México se adecuó una base de transporte público para la línea IV del Mexibús. La línea cuenta con 27 estaciones que recorren los municipios de Tecámac, Ecatepec y Tlalnepantla, conectando al Estado de México con la capital del país.

También tendrá dos terminales que conectan la Universidad Mexiquense Bicentenario en Tecámac con la terminal Indios Verdes en la Ciudad de México; atravesando Ecatepec y Tlalnepantla, al circular por Avenida de los Insurgentes, la carretera federal México–Pachuca, la Vía Morelos, Avenida Nacional y Vialidad Mexiquense.

LEE Captan otro asalto a transporte público en la México-Puebla

Este transporte ayudará a los usuarios a disminuir el tiempo de trasladado de más de 90 minutos a sólo 45 minutos en el servicio exprés y 60 en el ordinario, además permitirá traslados eficientes, económicos y seguros.

El sistema de transporte estará dos meses en pruebas preoperativas y por ello el servicio será gratuito; posteriormente funcionará de manera normal y costará 9 pesos y tendrá horarios de 06:00 a 22:00 hrs.

Asimismo, comenzarán con el retiro de 780 unidades de transporte concesionado proveniente del Estado de México para permitir la operación ordenada del Mexibús.

Cabe mencionar que se han iniciado trabajos para la mejora de flujos peatonales y el balizamiento de áreas para su tránsito seguro.

La terminal provisional acondicionada para el Mexibús se encuentra ubicada del lado oriente del Cetram y consta de tres módulos: dos para descenso en el área más cercana al Sistema de Transporte Colectivo Metropolitano (Metro) y uno cercano a la salida del Centro de Transferencia Modal.

Potencialmente, la Línea IV del Mexibús beneficiará a 2.5 millones de personas y, en esta primera fase de pruebas pre-operativas funcionará con 24 unidades.

ebv

Seguir leyendo

Te Recomendamos