Ante la convocatoria hecha en redes sociales, autoridades del Metro señalaron que no permitirán la realización del llamado "arrimón masivo"

México.- El director general del  Sistema de Transporte Colectivo (STC) Metro, Jorge Gaviño, informó que se mantendrá la vigilancia en los andenes el próximo 4 de marzo, fecha en que usuarios de redes sociales han convocado para realizar un “arrimón masivo” en la estación Pantitlán.

El único arrimón permitido en México es el consensuado, por lo que no se permitirá que en el Metro se realice esta actividad y cualquier persona que sea denunciada por esta situación será remitida al Ministerio Público, advirtió el funcionario.

En un evento realizado en el vestíbulo de la estación La Raza de la Línea 5 del Metro, Jorge Gaviño aseguró que servidores públicos y la policía estarán atentos para mantener el orden, toda vez que situaciones de este tipo pueden convertirse en una broma o en una situación delicada con repercusiones penales o administrativas.

Te puede interesar: HASTA TRES AÑOS DE CÁRCEL POR ACOSO SEXUAL CALLEJERO

Al respecto, la asambleísta Rebeca Peralta León condenó la promoción de actos que atentan contra la dignidad y el respeto a los derechos de las mujeres en la Ciudad de México y pidió la intervención de las autoridades.

“Me parece de mal gusto que a unos días de que se celebre el Día Internacional de la Mujer –el 8 de marzo- se promueva algo que las ofende, que podría incrementar el abuso y acoso sexual en la capital del país”, declaró.

La legisladora del PRD expuso que dichas acciones van en contra de los avances logrados en materia de protección, derechos y libertades para ese sector de la población.

Te puede interesar: FRUSTRAN SUICIDIO EN EL METRO

Llamó a las capitalinas y los capitalinos a que se abstengan de participar en actos de esa naturaleza, porque son eventos de corte machista que sólo buscan que continúe la discriminación y el abuso hacia las mujeres.

Pidió al jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera, impedir el acto denominado "arrimón masivo” y se ponga en operación el Código Rojo, que implica una coordinación constante entre el Puesto Central de Monitoreo del Metro y policías de la Secretaría de Seguridad Pública.

refm