El entrenador David Patiño admite la crítica por el mal paso del club de futbol Pumas de la UNAM, pero exigió tiempo

Ciudad de México.- El entrenador David Patiño admite la crítica por el mal paso del club de futbol Pumas de la UNAM, pero exigió tiempo para que el proyecto dé resultados y el equipo vuelva a sus raíces de apostar por la Cantera. 

“Necesito que en general se entienda la intención de un proyecto real, donde se ha priorizado la identidad del futbol mexicano, al jugador mexicano, al jugador de cantera y eso en mi opinión debería de ser muy valorado”, opinó.

Asumió que para poder “capitalizar un proyecto tan ambicioso, pero tan real con la identidad de una institución que se hizo grande a partir de esto debería la opinión pública y la afición, darle tiempo".

Entérate: Pumas y Necaxa firman insípido empate

Entiende las exigencias en Pumas por clasificar a la liguilla en este Torneo Clausura 2018 de la Liga MX, pero reiteró que la apuesta de la directiva por recuperar la identidad de la cantera es algo positivo para el futbol mexicano.

“Hay equipos con presupuestos altísimos que no califican y dicen que necesitan tiempo, sin embargo para nosotros no es así. Es muy importante entrar a liguilla, pero también es muy importante consolidar un proyecto que solidifique al futbol mexicano, que pondere a los jugadores mexicanos jóvenes".

En conferencia de prensa tras el empate ante Necaxa aseveró: “seguimos día a día pensando en que debemos de dar resultados de un equipo grande con un presupuesto corto, con jóvenes o con jugadores de cantera y lo vamos seguir haciendo hasta que nos dejen”.

Sabe que los estrategas viven de los resultados, pero anhela que al frente de los "felinos" pueda seguir “mucho tiempo y nos den la oportunidad de consolidar algo que a Pumas lo hizo grande”.

Por si se te pasó: Pumas confía en despertar

Remarcó que la paciencia y la continuidad serán fundamentales para que el Club Universidad vuelva a ser aquel conjunto lleno de canteranos que se veía reflejado con buenos resultados en la década de los 80 y principios de los 90, llegando a finales y siendo base de la selección mexicana.

“El tiempo que se necesite este Torneo, otro más y otro, lo que se necesite si es necesario, al final la inteligencia general debería estar enfocada en ese sentido. Para poder consolidar un proyecto se necesita tiempo como lo necesita cualquier proyecto que se inicie en este u otro sentido”.