El árbitro mexicano Adalid Maganda anunció que entrará este mismo martes en huelga de hambre

Toluca, Edomex.- El árbitro mexicano Adalid Maganda anunció que entrará este mismo martes en huelga de hambre al no tener respuesta favorable en la audiencia de este martes su demanda contra de la Federación Mexicana de Fútbol (FMF) por supuesto despido injustificado.

Entérate: Maganda pide salida de Arturo Brizio de Comisión de Árbitros

"Hasta las últimas consecuencias, si es necesario dar la vida, la voy a dar, y a partir de hoy me voy a huelga", dijo Maganda a su salida de la Junta Local de Conciliación y Arbitraje en Ciudad de México.

Maganda acusó a Arturo Brizio, titular de la Comisión de Arbitraje de la Federación, de haberlo despedido hace ocho meses aproximadamente, sin otra razón más que el color de piel, además de haberse referido a él como "pinche negro".

El árbitro esperaba ser restituido en su cargo este martes, pero tras su comparecencia con las autoridades encargadas de resolver los conflictos laborales en México solo obtuvo como repuesta una contrapropuesta que le presentará la FMF en dos semanas.

Por este motivo, Maganda se dirigió a las instalaciones de la Federación ubicadas en el Estado de México, a unos 60 kilómetros de la capital, donde dará inicio a su protesta.

"Vamos a tocar puertas y no nos vamos a quitar de ahí hasta que el presidente de la Federación o el presidente de la Comisión de Árbitros nos den la cara", agregó el árbitro nacido en el estado de Guerrero, en el suroeste de México.

Maganda, de 34 años, estaba acompañado por miembros del Comité Ciudadano en Defensa de la Naturalizados y Afromexicanos.

Recordó haber sido amenazado y golpeado, lo cual le obligó a cambiar de residencia junto a su familia del Estado de México al puerto de Acapulco, Guerrero.

En entrevista previa con Efe, Maganda confió en que los miembros de la LXIV Legislatura puedan atender su denuncia al tener mayoría de Morena, el partido del presidente electo de México, Andrés Manuel López Obrador, que asumirá la Presidencia el 1 de diciembre.

Lamentó también que su acercamiento con el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred) hasta el momento no haya tenido ninguna repercusión en su denuncia. EFE