Carlos Serrano, economista jefe de BBVA en México (EFE)

El economista jefe del BBVA México reiteró que el Gobierno no dispone de recursos suficientes

México.— La petrolera estatal mexicana Petróleos Mexicanos (Pemex) requiere de una inversión privada anual de 20 mil millones de dólares adicionales a los planes de estímulo gubernamentales para rescatarla de su crisis de producción, dijo este miércoles el economista jefe de BBVA México, Carlos Serrano.

"Necesita alrededor de 20 mil millones de dólares anuales y la única forma es atrayendo capital privado porque no hay espacio fiscal en México para que el Gobierno aporte esos recursos", señaló durante la presentación del informe "Situación México" del tercer trimestre de 2019.

Serrano apuntó que el Plan de Negocios para Petróleos Mexicanos (Pemex) diseñado por el Gobierno de Andrés Manuel López Obrador "fue afortunado pero no aporta los montos suficientes para revertir la caída de la producción petrolera".

Por ello, señaló que "sería adecuado reanudar los contratos 'farmouts'", que son asociaciones entre los sectores público y privado que permiten a una empresa compartir riesgos financieros y estabilizar su producción.

Para el economista, esta inyección de capital privado tendría que servir, sobre todo, "para financiar exploraciones de crudo en aguas profundas", actividad en la que "Pemex no tiene experiencia".

El economista jefe del BBVA México reiteró que el Gobierno no dispone de recursos suficientes para llevar a cabo estos planes y, si los tuviera, los debería destinar a otras actividades, como la inversión en infraestructuras y el combate contra la pobreza.

Pese a aplaudir las reducciones fiscales aplicadas a Pemex, Serrano ve "muy factible" que la agencia Moody's reduzca la calificación de la deuda de la petrolera por debajo del grado de inversión como ya lo hizo Fitch.

Pemex tiene una deuda financiera de más de 104 mil millones de dólares y otros 64 mil millones comprometidos en pensiones de trabajadores, lo que representa el 20% de la deuda del país.

López Obrador, quien asumió el poder el 1 de diciembre de 2018, se ha comprometido en reflotar la compañía y conseguir autosuficiencia energética en el país.

Por ello, el Gobierno mexicano presentó el pasado 16 de julio el Plan de Negocios de Pemex, que mediante una reducción de hasta 11% de la carga fiscal y una multimillonaria inversión busca reflotar a la petrolera.

También prevé la construcción de una nueva refinería, pero expertos señalan la necesidad de hacer exploraciones en aguas profundas para incrementar la baja producción de crudo, que actualmente es de 1.64 millones de barriles diarios. (EFE)

Inician trámite para destituir a Romero Deschamps

emc