Es la más reciente incursión cibernética que han comprometido los datos de clientes de varias cadenas comerciales

Washington.—  Las cadenas de tiendas departamentales Saks Fifth Avenue y Lord & Taylor confirmaron que sufrieron una incursión de piratas cibernéticos en sus sistemas computacionales que ha comprometido la información personal y financiera de sus clientes.

La propietaria de las dos cadenas de tiendas, Hudson's Bay Company, ratificó en un comunicado que la incursión afecta a Saks Off 5th, Saks Fifth Avenue y las tiendas Lord & Taylor en América del Norte.

Te puede interesar: Advierten robo de datos en apps falsas

La confirmación se da luego de que la firma de seguridad computacional Gemini Advisory LLC alertara que piratas cibernéticos estaban ofreciendo a la venta en foros de la “Internet profunda” (Deep Web) cinco millones de registros de tarjetas de crédito y tarjetas de débito de las tiendas.

Un vocero de Hudson's Bay Co., dijo que no había indicios en este momento de que la violación afectara sus operaciones de comercio electrónico, otras plataformas digitales como Gilt Groupe y otras marcas, incluida la cadena de tiendas departamentales Hudson's Bay en Canadá, o Galeria Kaufhof en Alemania.

"Hemos identificado el problema y hemos tomado medidas para contenerlo", dijo el vocero al asegurar que la compañía se está coordinando con las autoridades policiales y a los clientes se les ofrecerán servicios gratuitos de protección de identidad, incluida la supervisión del crédito, y no serán responsables de los cargos fraudulentos.

De acuerdo con Gemini Advisory, hasta ahora, 125 mil tarjetas de crédito utilizadas para compras en Saks o Lord & Taylor estaban siendo ofrecidas a la venta.

Checa también: Instalar aplicaciones ‘pirata’ provoca robo de datos

Gemini Advisory identificó al grupo de “hackers” o piratas cibernéticos como el “JokerStash Syndicate” o “Fin 7”.

En incursiones anteriores, el grupo JokerStash ha lanzado datos de tarjetas de crédito en lotes más pequeños, para evitar inundar el mercado.

El incidente es el último de incursiones cibernéticas que han comprometido los datos de clientes de varias cadenas comerciales e instituciones financieras. (Con información de Notimex)

AGP